En su segundo informe de gobierno, el ejecutivo federal encabezado por el presidente Andrés Manuel López Obrador detalló que al mes de junio de 2020 hay en el país 33 contratos operados por la iniciativa privada, aunque sólo nueve de estos contratos producen petróleo y el resto corresponden a campos de gas, según los informes mensuales de producción de la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH).

De estos contratos operados por privados, seis se ejecutan en asociación con Petróleos Mexicanos (Pemex), ya sea porque fueron adjudicados mediante procesos de búsqueda de socios o farmouts de la CNH o porque migraron de un régimen de contratos de servicios para la estatal petrolera anterior a contratos de licencia o producción compartida, diseñados en la reforma energética.

Debido al gas asociado en la producción petrolera, de estos 33 contratos que hoy cuentan con producción de hidrocarburos, 31 tienen producción de gas, misma que en el mes de julio llegó a 4,887 millones de pies cúbicos diarios, con un incremento de 3% en comparación con junio de este año, y que también aumentó, en 0.3% en un año.

La producción de gas mediante contratos fue de 246.33 millones de pies cúbicos al día, correspondiente a 5% de la producción nacional de este hidrocarburo. En un año, la producción gasífera de los contratos se ha incrementado en 4.3%, pero en los últimos dos años, en comparación con julio del 2018, el incremento es de 58 por ciento.

El Ejecutivo federal destacó la participación del contrato CNH-M3-MISION/2018, que corresponde a una migración del régimen de servicios hacia un contrato de producción compartida donde el operador constituido en el país como Servicios Múltiples de Burgos, es una filial de la argentina Tecpetrol, que tiene 49% de participación en el contrato en el que Pemex tiene el resto y llegó en julio a una producción de gas de 112.79 millones de pies cúbicos, equivalente a 45% del gas que se extrae mediante contratos en el país.

Además, mencionó el contrato CNH-R01-L02-A1/2015, que corresponde al campo Miztón aguas someras y es operado por la italiana ENI, donde al mes de julio la producción superó los 18,000 barriles diarios. También destacó la actividad del contrato CNH-R01-L02-A2/2015, que también cuenta con un contrato de producción compartida adjudicado en la Ronda 1.2 a E&P Hidrocarburos y Panamerican Energy, que formaron el consorcio Hokchi Energy para operar el campo que lleva este nombre en aguas someras y que en julio logró una extracción de 1,559 barriles por día de petróleo. Así mismo, mencionó el contrato CNH-M2-SANTUARIO-EL GOLPE/2017en el campo terrestre de Tabasco Santuario-El Golpe, que en julio llegó a una producción de 15,095 barriles diarios luego de la migración de un contrato de obra pública financiada a un contrato de producción compartida donde la británica Petrofac funge como operadora con una participación de 36% del contrato, mientras que Pemex es su socio financiero con el restante 64% de participación.

También destacó la actividad en el contrato CNH-A4.OGARRIO/2018, que corresponde a los dos farmouts que licitó la CNH y en este caso fue otorgado a la alemana Dea Deutsche. El otro farmout corresponde al contrato CNHA3.CARDENAS-MORA/2018.

karol.garcia@eleconomista.mx