Washington, DC. Estados Unidos propuso una protección especial para 61 productos agrícolas que comercia con México, sobre los que se podrían levantar casos de dumping o subsidios prohibidos de una manera más fácil y rápida o establecerse cupos bajo ciertas condiciones.

Este listado comprende bienes perecederos en los que México tiene una fortaleza exportadora, como mangos, tomates, fresas, aguacates, cítricos, papayas, sandías y berries.

Actualmente, para llevar a cabo investigaciones por dumping o subsidios, hay dos principios que definen la rama de producción nacional: por año calendario (donde se pueden abarcar varios ciclos, como en el caso del azúcar) y por producción nacional (las 32 entidades en el caso de México).

Estados Unidos pretende que las investigaciones por prácticas desleales de comercio se puedan realizar con datos de temporada por temporada; es decir, del periodo desde que se siembra hasta que se cosecha, por ejemplo, el maíz, cuatro meses, o las berries, dos meses. A la vez, pide que se considere la producción de región en región, por ejemplo, sólo Michoacán y Jalisco en cierto producto.

La otra vertiente de la propuesta del gobierno estadounidense es que los países puedan exportar de manera complementaria, de forma que las importaciones desde la región del TLCAN suplan la demanda que no cubre la producción nacional.

En su comercio con Canadá, Estados Unidos pidió que se apliquen estos cambios en dos productos, lo mismo para poder levantar casos de dumping o subsidios prohibidos, como para estar regulados por los mecanismos de cupos.

Al igual que otros temas de mayor confrontación, el debate al respecto no se lleva en la ronda 5.5 que se efectúa en esta ciudad, dado que hay un rechazo tajante de México y Canadá. Presentada desde la tercera ronda, la propuesta estadounidense está en la mesa de remedios comerciales, no en la de agricultura.

En enero del 2008, los tres países miembros del TLCAN completaron su programa de desgravación iniciado en 1994 al eliminar los aranceles sobre productos agrícolas de alta sensibilidad. México desmanteló los aranceles sobre el maíz, el frijol y la leche en polvo provenientes de Estados Unidos y Canadá, al igual que sobre el azúcar proveniente de Estados Unidos.

El gobierno de México ha reiterado que no aceptará cualquier planteamiento que implique un retroceso en la apertura comercial que tiene con sus socios de América del Norte.

Bosco de la Vega, presidente del Consejo Nacional Agropecuario (CNA), dijo que si se establecieran las propuestas del presidente Donald Trump sobre las ventanas de estacionalidad o los cupos productores mexicanos inconformes con el TLCAN pedirán medidas restrictivas similares, casos en los que estarían los agricultores de trigo y sorgo, los criadores y engordadores de reses y cerdos.

El valor de las exportaciones de México a Estados Unidos ascendió a 23,000 millones de dólares el año pasado, un crecimiento de 9.5% respecto al 2015.

De esa forma, la participación de Estados Unidos en las exportaciones agrícolas totales de México fue de  79% en el 2016.

hay poco progreso

La ronda 5.5 se mueve “bastante lento”: Canadá

Washington, DC. La llamada ronda 5.5 de la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) se ha movido “bastante lento”, afirmó Steve Verheul, jefe negociador de Canadá.

El funcionario canadiense informó también que Estados Unidos fue quien propuso que en las reuniones que se llevan en esta ciudad no se discutieran los temas de mayor confrontación, por lo que tampoco se presentaron contrapropuestas a las principales demandas de Estados Unidos.

“(Las negociaciones) están moviéndose bastante lento, estamos trabajando sobre temas técnicos, pero no estamos teniendo mucho progreso hasta el momento”, dijo Verheul, a cinco días de que iniciaron los trabajos.

Estados Unidos fue quien propuso algunas de las condiciones particulares de la ronda 5.5, a la cual no asistieron Chrystia Freeland, ministra de Relaciones Exteriores de Canadá; Robert Lighthizer, representante comercial de Estados Unidos, e Ildefonso Guajardo, secretario de Economía de México, ni los viceministros de los tres países.

A la pregunta de por qué los principales temas no están en la ronda 5.5, Verheul replicó: “Estados Unidos dijo que sería mejor dedicar tiempo a resolver aspectos técnicos, donde ellos pensaron podríamos tener progresos. Estamos teniendo discusiones a nivel de jefes negociadores. Y eso se hace en esta semana”.

Nunca se precisó porque a las actuales reuniones en esta ciudad no se les nombró la ronda seis. En México, se le llama oficialmente “reunión intersesional” (sic). A la quinta ronda, en México, tampoco asistieron los ministros de Comercio.

La Ronda 5.5 comenzó el 9 de diciembre, dos días antes de lo inicialmente programado, y finalizará el 15 de diciembre. Los negociadores del TLCAN volverán a reunirse para la sexta ronda de conversaciones en Montreal del 23 al 28 de enero.