Una vez consolidadas las reformas estructurales como la energética, financiera, fiscal, entre otras, el presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Gerardo Gutiérrez Candiani, se compromete a que la inversión extranjera directa logrará un ritmo de crecimiento de 30,000 millones de dólares anuales si hay trabajo conjunto entre el sector público y privado.

En tanto, apuesta a que en el 2015 México se posicionará entre los primeros cinco países que atraen mayor turismo.

El líder empresarial afirmó que después de la reunión del WEF en Davos existe un gran interés tanto en el Foro como en múltiples ámbitos políticos, académicos y empresariales del extranjero para conocer más sobre el momento que vive nuestro país , debido a que México cuenta con grandes ventajas en materia de energía y sus distintos componentes y segmentos derivados, desde la exploración hasta la petroquímica y las energías renovables.

Pero no sólo eso, sino que los inversionistas advierten grandes oportunidades en telecomunicaciones y radiodifusión, así como en una pujante reindustrialización que debe tomar fuerza en varias zonas del país, como el norte y la frontera, en línea con un relanzamiento de la relación bilateral con Estados Unidos, orientado a la integración energética y productiva.

lgonzalez@eleconomista.com.mx