La constructora española ACS lanzó, a través de su filial Hochtief, una contra OPA (Oferta Pública de Adquisición) de 18.76 euros por cada acción de Abertis. Esta oferta valora a Abertis en más de 18,500 millones de euros, a los que habría que sumar otros 16,000 millones de deuda neta que acumula el grupo concesionario de autopistas.

Para avalar la oferta de la compañía que preside Florentino Pérez, ACS cuenta con el apoyo financiero de JPMorgan. La oferta de ACS sobre Abertis puede cobrarse en efectivo o en títulos de Hochtief, con la que Abertis quedaría fusionada.

La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) suspendió de forma cautelar y simultánea la cotización de Abertis, ACS y Cellnex (controlada por Abertis en 34%) antes de conocerse los términos de la OPA de ACS. En su regreso a cotización, las acciones de Abertis se dispararon, cerrando con una ganancia de 7.02%, a 18.84 euros por título, ligeramente por encima del precio de la oferta de ACS. Por su parte, ACS subió 5.17% y cerró a 33.05 euros; mientras que Cellnex, que antes de la suspensión caía, se anotó una ganancia de 0.80% y concluyó la sesión en 20.2 euros.

Hochtief prevé que su integración con Abertis generará unas sinergias de entre 6,000 y 8,000 millones de euros. Dichas sinergias se producirán, según la empresa, por una mayor participación en las posibilidades de inversión en proyectos de colaboración pública y privada en EU, Canadá, Australia y Europa.

El presidente del comité ejecutivo de Hochtief y consejero delegado de ACS, Marcelino Fernández Verdes, señaló que el nuevo grupo tendría su sede en Alemania y cotizaría en la bolsa germana, Hochtief y Abertis pueden transformarse en “un consorcio de infraestructuras integrado” con una orientación global. Asimismo, aseguró que las actividades de ambas empresas se complementan “estupendamente” y que “el nuevo grupo puede crecer más deprisa y generar más valor”.

¿Guerra de OPAS?

Atlantia prevé mejorar su OPA por Abertis, a la que este miércoles le ha surgido una oferta competidora lanzada por ACS. La firma italiana controlada por la familia Benetton asegura contar con capacidad financiera para lanzar una OPA mejorada y “más competitiva”.

La OPA de Atlantia actualmente vigente, la cual se presentó el pasado 15 de junio y fue autorizada el 9 de octubre, está valorada en 16,341 millones de euros.

El consejero delegado de Atlantia, Giovanni Castellucci, ya avanzó la capacidad de la compañía para competir con ACS en la junta de accionistas de comienzos del pasado mes de agosto en la que el grupo italiano aprobó su actual OPA.

“Tenemos las espaldas anchas”, aseguró entonces Castellucci. “La nuestra sigue siendo una buena oferta, que compararemos con el mercado”, agregó en respuesta a los accionistas durante la junta.

Por el momento, el lanzamiento de la nueva OPA suspende todo el proceso abierto para la de Atlantia, que ya se encontraba en el periodo de aceptación. Asimismo, además de abrir una guerra de OPAs por Abertis, extenderá varios meses los plazos para dirimir quién se hace con el control de esta compañía, de forma que, previsiblemente, se solventará entrado el 2018.

Sorprenden a mercado

La nueva oferta sobre la concesionaria de autopistas sorprendió al mercado. “Ha batido todas las expectativas al superar en 13.69% la propuesta de la italiana”, resume Felipe López-Gálvez, analista de Self Bank. “Esperábamos que ACS podría llegar como máximo hasta 18 euros. Vamos a ver cómo reacciona ahora Atlantia”, añade Borja Rubio, responsable de intermediación en España de Orey Financial.

“Todavía no se puede dar por concluido el culebrón, ya que Abertis cotiza por encima de la oferta en efectivo de ACS, lo que significa que parte del mercado cree que Atlantia elevará su oferta inicial”, comenta López-Gálvez.

“Que haya una batalla por una compañía es lo mejor que te puede pasar como accionista”, argumenta Rubio.