Confirmó el Banco Mundial que Robert Zoellick dejará su cargo el próximo 30 de junio, una vez concluido su periodo administrativo como Presidente de la institución.

Tras meses de especulación, el propio Zoellick difundió oficialmente: Llegó el momento de seguir una nueva dirección y apoyar un nuevo liderazgo .

En el comunicado acentuó el mensaje que le ha caracterizado desde que estalló la crisis mundial en el 2008 acerca del nuevo rol que tienen los países en desarrollo en la economía global.

El Banco ha reconocido que vivimos en un mundo de múltiples polos de crecimiento, en donde los conceptos tradicionales del tercer mundo se han quedado desfasados y en donde los países en desarrollo tienen un papel clave que desempeñar como motor del crecimiento , refirió.

Con este anuncio quedó abierta la carrera para suceder al décimo primer Presidente del Banco Mundial, cuyo cargo siempre ha ocupado un estadounidense.

PROCESO DE SELECCIÓN

Tal como sucede con la dirección del Fondo Monetario Internacional (FMI), hay un pacto no escrito donde el responsable de dirigir al Banco tiene que ser nombrado desde la Casa Blanca, mientras el Director Gerente del Fondo es nombrado desde Europa, tema que estuvo muy presente en la reciente elección de Christine Lagarde.

No obstante a esta tácita regla, en abril del año pasado, el Comité de Desarrollo del propio Banco difundió el documento titulado Fortalecer la gobernabilidad y la rendición de cuentas: administración y supervisión de los accionistas , donde describe el procedimiento para nombrar al Presidente.

Según lo descrito en la nota, sería un proceso similar al de selección del FMI. Los candidatos tienen que ser presentados por los estados miembros y luego la lista es reducida a un máximo de tres candidatos por el Consejo de Administración.

El Consejo es una instancia de 25 integrantes o delegados representantes de los 181 países miembros. Y cada una de las delegaciones que agrupa a determinado número de países cuenta con una proporción de votos, establecida según la aportación económica que hace el país al organismo.

Como sucede en el FMI, los países que tienen mayor poder de voto son Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Alemania, Japón, Canadá y Australia, entre otros.

En el documento, de apenas dos páginas, se lee que el Presidente del Banco debe ser elegido por consenso o bien, por mayoría simple de votos.

SUMMERS, GEITHNER Y CLINTON, POSIBLES SUCESORES

Jeffrey Truman, investigador no residente del Peterson Institute, consideró que tal como sucedió en la elección del Director Gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), continuará respetándose la regla tácita que deja el mando del Banco Mundial (BM) a un estadounidense.

Comentó que entre los tres posibles candidatos a suceder a Zoellick, que ha barajado la prensa de Estados Unidos, los que tienen el mejor perfil para el cargo son Larry Summers, exasesor del presidente Barack Obama, y Timothy Geithner, actual secretario del Tesoro.

Consideró que Hillary Clinton, quien es la tercera probable candidata -aunque su portavoz declaró que no está interesada en ir al cargo-, tiene un perfil menos afín a las responsabilidades que tiene el BM.

Mientras Gerardo Licandro, catedrático e investigador de la Universidad Católica de Uruguay, comentó que el proceso de selección del FMI dejó la lección de que los líderes mundiales aún no están preparados para aceptar los relevos que por peso económico se han ganado los países emergentes.

Y siendo el FMI y el Banco Mundial una fotografía del poder económico y político mundial dijo que difícilmente puede esperarse que el relevo del presidente Zoellick se quedará en un profesional proveniente de un país emergente, por muy capaz y pujante que éste sea.

Advirtió que es pronto para armar una terna, pero accedió a comentar que entre los nombres barajados en la prensa de Estados Unidos, Larry Summers podría tener el perfil más adecuado para el cargo. Geithner­ -lamentó- se ha desgastado políticamente al ser responsable de la economía en estos años de crisis y carece del liderazgo necesario para dirigir un organismo como el BM. (Yolanda Morales)

[email protected]