A pesar de que el envío de remesas a México acumula cuatro meses consecutivos de crecimiento, se estima que al cierre de 2013 se mantendrán en niveles inferiores a los registrados en 2012, prevé BBVA Research.

En su análisis "Flash Migración México" comenta que los recursos que mandan al país los mexicanos que radican en Estados Unidos podrían haber presentado en diciembre un comportamiento similar al observado en noviembre previo.

De ahí, estima que "para 2013 las remesas registren un decremento acumulado a lo largo de todo el año de menos 4.2%", por lo que se mantendrían en niveles inferiores a los registrados en 2012.

Detalla que el Banco de México reportó que durante noviembre pasado ingresaron al país 1,693.79 millones de dólares por concepto de remesas familiares, cifra ligeramente superior a los 1,692.25 millones de dólares recibidos en el mismo mes de 2012.

Así, agrega, registraron un aumento de 0.09% a tasa anual, acumulando de esta forma cuatro meses consecutivos con crecimiento a tasa anual, que inició en agosto de 2013.

Este aumento, explica, estuvo acompañado de una recuperación del empleo en Estados Unidos, ya que datos de la Oficina de Estadísticas Laborales de dicho país indican que la tasa de desempleo ajustada estacionalmente durante noviembre se ubicó en 7.0%, la más baja reportada desde hace más de cinco años.

Pero por otro lado, datos del Departamento de Trabajo de Estados Unidos indican que las cifras desestacionalizadas de las solicitudes iniciales del seguro de desempleo durante diciembre pasado crecieron respecto a las de noviembre en poco más de 9%, en promedio.

apr