El aumento en el financiamiento puede contribuir a que la economía crezca 0.5% adicional, coincidieron la Secretaría de Hacienda y el Banco de México en el marco de la promulgación de la reforma financiera por parte del presidente Enrique Peña Nieto.

El gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, aseguró que la reforma financiera constituye un paso importante para incrementar la tasa de crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) potencial del país.

Argumentó que una mayor disponibilidad de crédito en los hogares permitirá, a su vez, suavizar los niveles de consumo cuando la economía transite por la parte baja del ciclo económico e incrementará el crecimiento potencial, por la vía de una mayor oferta de crédito, para pequeñas y medianas empresas.

Asimismo, Carstens incluyó un impacto en la informalidad, ya que sólo incorporándose a la economía formal los pequeños emprendedores tendrán acceso al capital que requieren para desplegar su potencial productivo, enfatizó.

Nuestra estimación, a partir de la experiencia de un gran número de países durante los últimos 50 años, es que en la medida en que en México logremos elevar el nivel de penetración financiera de 26% actual respecto del PIB (cuando termine el sexenio), para llevarlo a 52% del PIB, esto podría asociarse con un incremento permanente de 0.5 puntos porcentuales en la tasa de crecimiento del PIB potencial .

Explicó que actualmente el financiamiento interno al sector privado crece en términos reales a una tasa de entre 6 y 7% cada año.

Con que esa tasa de crecimiento se duplicara durante los siguientes ocho años -previó-, sería factible duplicar también el nivel de penetración financiera y lograr ese impacto estimado de 0.5 puntos porcentuales en la tasa de crecimiento del PIB.

Luis Videgaray, secretario de Hacienda, detalló que durante el 2013 el crédito otorgado por la banca experimentó un crecimiento favorable y la cartera vigente de los portafolios empresarial, de consumo y de vivienda creció, en términos reales, en 6.6 por ciento.

Con la reforma financiera es alcanzable, en los próximos años, duplicar estos crecimientos, en promedio, y con ello contribuir aproximadamente en medio punto porcentual adicional al crecimiento de la economía , previó el titular de Hacienda.

Los cuatro pilares

Videgaray puntualizó que la reforma financiera se basa en cuatro pilares: fomentar la competencia en el sector financiero; impulsar el crédito a través de la banca de desarrollo; ampliar el crédito a través de las instituciones financieras privadas, y dar mayor solidez y prudencia al sector financiero en su conjunto.

El presidente Peña Nieto dijo que el siguiente paso es impulsar una agenda de implementación, con base en las acciones, plazos y autoridades responsables, que define la propia reforma financiera. Por ello instruyó a la Secretaría de Hacienda a establecer un programa de trabajo para instrumentar la reforma y a que se coordine con el Banco de México y la Comisión Federal de Competencia Económica para cumplir sus objetivos.

EPN buscará superar meta de banca de desarrollo: 15%

El gobierno de Enrique Peña Nieto se fijó como meta para el 2014 alcanzar 1 billón 150,000 millones de pesos en financiamiento directo e impulsado a través de la banca de desarrollo, lo cual representaría un incremento de 15 por ciento.

Durante la promulgación de la reforma financiera, el secretario de Hacienda, Luis Videgaray, informó que en el 2013 se alcanzó la meta instruida por el Ejecutivo federal en junio pasado para que la banca de desarrollo alcanzara un saldo histórico en cartera directa e inducida por 1 billón de pesos.

Tengo el agrado de informar que dicha meta fue cumplida. Conforme a las cifras preliminares reportadas por las entidades de la banca de desarrollo al 31 de diciembre del 2013, el saldo en la cartera directa e impulsada alcanzó 1 billón 2,736 millones de pesos. Esta cifra representa un crecimiento real anual de 14.5% , explicó el funcionario federal.

En este tenor, el mandatario Peña Nieto anunció en la residencia oficial de Los Pinos que para el 2014 se habrá de incrementar en 15% más el crédito que otorga la banca de desarrollo.

Este año nos proponemos una nueva meta, y ese objetivo es llegar al menos a 1 billón 150,000 millones de pesos en financiamiento directo e impulsado para detonar obras, potenciar al campo, las exportaciones, así como respaldar proyectos productivos , refirió.