México y Estados Unidos firmaron tres acuerdos para monitorear los cargamentos comerciales a través de la frontera entre ambos países, anunció la secretaria estadounidense de Seguridad Nacional Kirstjen Nielsen durante su visita el lunes a la capital mexicana.

Nielsen señaló que dos de los pactos tienen el objetivo de acelerar las inspecciones aduanales y endurecer los controles para frenar el contrabando de artículos.

Los acuerdos, entre el Servicio de Administración Tributaria (SAT) de México y la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP por su sigla en inglés), buscan facilitar y expandir el comercio transfronterizo con procesos más eficaces y seguros.

"Son muchas las áreas de oportunidad y muchas las cosas que podemos hacer juntos en beneficios de nuestros pueblos", dijo el canciller mexicano, Luis Videgaray. "Estamos resueltos a que las diferencias no definan nuestra relación; somos aliados, somos amigos".

El tercer acuerdo busca optimizar la coordinación en la importación de productos agrícolas, especialmente en lo referente a inspecciones de salubridad.

Nielsen anunció los acuerdos tras una reunión con el secretario de Relaciones Exteriores de México, Luis Videgaray. Dijo que dialogaron sobre el combate a las organizaciones criminales en ambos lados de la frontera.

Videgaray indicó que también hablaron sobre los migrantes hacia Estados Unidos y el estatus de los beneficiarios del programa DACA.

Desde que el presidente Donald Trump asumió la presidencia de Estados Unidos en enero de 2017, la relación con México —uno de sus mayores socios comerciales— se ha tornado tirante. El mandatario ha amenazado con salirse del TLCAN —que integran con Canadá— y quiere obligar a México a pagar por la construcción de un muro en su frontera común. 

(Con información de Reuters)

abr