Las contrataciones del sector privado de Estados Unidos tuvieron un crecimiento inferior al previsto en febrero, lo que sugiere que al mercado laboral estadounidense le está costando recuperar velocidad pese a un mejor escenario en la salud pública del país.

Las nóminas privadas aumentaron en 117,000 puestos el mes pasado, según un reporte del procesador de nóminas ADP publicado este miércoles. Economistas consultados por Reuters estimaban en promedio un alza de 177,000 plazas.

Los datos de enero se revisaron para mostrar un incremento de 195,000 en lugar del aumento de 174,000 que se había informado inicialmente.

El informe es desarrollado en conjunto por ADP y Moody's Analytics.