Citi rebajó este martes su pronóstico de crecimiento de la economía de China para 2022 al 4.9% desde el 5.5%, citando las previstas consecuencias de la crisis del gigante inmobiliario Evergrande, y estimó que las autoridades de política monetaria implementarán más recortes de tasas de interés.

El equilibrio entre los riesgos a la confianza y las posibilidades de contagio (de las dificultades de Evergrande) apuntan hacia una reestructuración bajo tutela (de la empresa)", escribió Xiangrong Yu, analista de Citi, en una nota enviada a clientes.

"La presión sobre el crecimiento probablemente desencadenará una política moderada de flexibilización monetaria, incluido un recorte de la tasa de interés de 25 puntos básicos en 2022", indicó, agregando que prevé una reducción anticipada de 50 puntos básicos de los encajes bancarios en octubre.

Citi también redujo sus objetivos para varios índices de acciones chinas y ahora espera que el índice principal de Hong Kong finalice el año en 26,800 puntos. El indicador se negoció por última vez en 24,500 puntos.