El rey Juan Carlos ha decidido además rebajar en el mismo porcentaje los gastos de representación asignados al resto de su familia. El Rey cobró el año pasado 292,752 euros, en concepto de sueldo (140,519 euros) y gastos de representación, según el presupuesto hecho público a finales del año pasado. El Príncipe de Asturias percibió 146,375 euros, la mitad que su padre. En total, el presupuesto para la Casa Real ascendió a los 8.43 millones de euros, según constaba en la nota emitida desde Zarzuela.

La Casa Real comunicó en diciembre pasado por primera vez en su historia el desglose de su presupuesto. De los 8.43 millones de euros que destinó el Presupuesto para este año a la Casa Real, 292,752 euros fueron para el Rey, en concepto de sueldo (140,519 euros) y gastos de representación, según Zarzuela. El Príncipe de Asturias percibe 146,375 euros, la mitad que su padre.

Y hasta ahí los datos personalizados. La Reina, la Princesa de Asturias y las Infantas carecen de una asignación fija, ya que dependen de los gastos de representación que se les concedan en una proporción y cuantía que es variable cada año. En 2011, tienen un máximo de 375,000 euros para repartirse.

De todos los gastos de Zarzuela, el que se lleva el mayor importe es el capítulo de personal, que supone el 47.89% del presupuesto total asignado (4.04 millones). Curiosamente, la mayor parte de esta partida (2.8 millones) se ha destinado a incentivos al rendimiento, que priman una dedicación extraordinaria o excepcional, así como servicios prestados fuera de la jornada laboral normal. En cambio, las asignaciones a los miembros de la familia suman 814.127 euros y se quedan en el 9.65% del total.

En alianza informativa con CincoDías.com

RDS