Tras la decisión de la Junta de Gobierno del Banco de México de aumentar el objetivo para la Tasa de Interés Interbancaria de Equilibrio a un día a un nivel de 3.25%, se puede anticipar una disminución del uso de la subasta de dólares para estabilizar al mercado, y un aumento gradual de la reserva internacional, concuerdan analistas de BBVA Bancomer y Finamex, Casa de Bolsa.

Por separado, anticipan que en enero próximo, la Comisión de Cambios podría dar por terminado el uso del mecanismo de subastas de dólares, vigente desde el 9 de diciembre del año pasado, por el que se han liquidado 25,055 millones de dólares.

El gobernador del Banco de México ya ha explicado que al comenzar con el alza en el objetivo de la tasa de fondeo, se podía reducir el uso de reservas para estabilizar al mercado , refiere Carlos Serrano, economista en jefe de BBVA Bancomer.

De no presentarse más volatilidad en el tipo de cambio, sí podría reducirse el uso de las subastas y seguramente en enero el día 29 que es la vigencia fijada por la Comisión de Cambios se reduciría el monto a subastar o incluso podrían ya no renovarlo , considera.

Desde Washington, el director adjunto del FMI para el Departamento del Hemisferio Occidental, Robert Rennhack, explica que México ha utilizado en el pasado mecanismos muy transparentes para acumular reservas que no sólo tienen que ver con la venta de dólares de Pemex.

Generar confianza

Aparte, el estratega de Mercados Emergentes en Finamex Casa de Bolsa, Guillermo Aboumrad, considera que en México tiene que emitirse una señal más de fortaleza, a la espera de que el mercado termine de calibrar la subida de tasas de la Fed.

Banxico vendió reservas y ayudó a mitigar la depreciación, aunque no era el objetivo principal del mecanismo. Pero la subasta no puede permanecer para siempre. Se perdieron más de 24,000 millones de dólares de la reserva, que significan una desacumulación de más de 21,000 millones. Y ahora tienen que dar certidumbre y confianza , expone.

Con él concuerda el economista de BBVA Bancomer, quien explica que ahora el reto está en la reconstitución de la reserva.

La recuperación de la reserva será gradual, porque la contribución de los dólares que vende Pemex a Banxico continuará baja por el bajo precio del petróleo y el impacto de la menor producción del hidrocarburo mexicano , explica.

Este año, la venta de dólares de Pemex a Banxico, que se van directo a la reserva internacional, cayó a mínimos no vistos en 12 años. En lo que va del año, el Banxico compró a la petrolera 3,588 millones de dólares.

Esta cifra es 80% inferior a 15,532 millones adquiridos en el mismo periodo del año pasado y se encuentra debajo del promedio acumulado en los últimos cinco años, en 78 por ciento.

Sí pueden acumular: FMI

De acuerdo con el director adjunto del FMI para el Departamento del Hemisferio Occidental, México siempre utiliza mecanismos muy transparentes para acumular reservas que no sólo tienen que ver con la venta de dólares de Pemex.

Recuerda entonces las llamadas opciones de compra de dólares al mercado, vigentes antes del 2006, cuando bajo ciertas reglas transparentes, el banco central compraba determinado monto de dólares a los participantes del mercado.

Cuando las condiciones del mercado lo permitan, podrán utilizar este mecanismo de opciones de compra. Por ahora no hay que acumular reservas de inmediato, no es urgente, pero en los próximos años cuando les convenga, pueden volver a acumular reservas, utilizando los mecanismos que tienen disponibles , detalló desde Washington.

Liquidez en dólares, no preocupante

Para los analistas financieros consultados, igual que para el especialista del FMI, el saldo actual de la reserva internacional no es preocupante y brinda aun espacio al Banco de México para contar con la liquidez suficiente en dólares, en caso de enfrentar una eventualidad.