Boston Red Sox es el equipo que ha dominado la Liga Americana de las Grandes Ligas en los últimos seis años, en cuatro ocasiones terminó en primer lugar y en el 2013 ganaron la Serie Mundial ante los Cardenales de San Luis, luego quedaron en quinto general de la división por dos años seguidos y ahora suman tres consecutivos siendo los mejores.

Van una tercia de temporadas donde nadie les hace sombra en la Americana, ¿qué tiene de especial este año? es la mejor temporada de su historia en campaña regular. Fueron los mejores con 108 triunfos y el equipo no lograba más de una centena de victorias desde 1946.

Pero justamente el imperio en la Liga Americana va de la mano con la inversión que ha hecho el equipo para pago de salarios.

Para la actual temporada, no hay otra franquicia que pague más en todas las Grandes Ligas. Su nómina alcanza los 228.3 millones de dólares para el 2018, lo que significa la cantidad más alta que ha pagado en lo que va de su historia desde 1901.

En una década, el gasto de Boston en sus peloteros creció 86%, de acuerdo con un cálculo realizado por El Economista comparando la temporada 2009 con la actual, según datos de Sportrac.

En ese lapso, la inversión de Medias Rojas alcanzó los 1,802.5 millones de dólares, donde casi 36% de ese dinero fue para las tres campañas más recientes.

Al igual que en el 2017, Medias Rojas se mide ante Houston, pero ahora en la final de la Americana para acudir a la Serie Mundial. Hace un año justamente los Astros mandaron a su casa a Boston, pese a ser los mejores, tras derrotarlos en las series divisionales 3-1.

Red Sox no pagan en su nómina anual menos de 100 millones de dólares desde el 2001, cuando rebasaron ese tope. La última vez que gastaron menos fue en el 2000 (US77.9 millones), después de eso siempre se han manejado en millones y con cifras de más de tres dígitos.

La barrera de los 2.9 millones

Medias Rojas de Boston mantiene un promedio de asistencia de aproximadamente 85% de convocatoria en el Fenway Park.

No es poca cosa, 8.5 asientos de cada 10 asientos se ocupan, pero lo que también es verdad es que desde hace siete años no pueden superar los 2.8 o 2.9 millones de fans en su parque, aunque han hecho estrategia para mejorar las ventajas, no han logrado dar ese paso de atraer más aficionados. La última ocasión en que sumaron al menos 3 millones fue en la campaña 2012.