Fortaleza mental, superación continua, sentido de pertenencia y cooperación son algunas de las cualidades que las atletas han demostrado una y otra vez en los procesos olímpicos. Las mujeres se han convertido en las protagonistas de la delegación mexicana desde hace ocho años.

El camino no fue sencillo. Tuvieron que sobreponerse al machismo mexicano y a la escasez de oportunidades en el deporte nacional. Pero la perseverancia las colocó en el primer plano y en cada competencia entregan metales, oros y campeonatos, que incluso no son pronosticados en un inicio.

Para Nancy Contreras, un referente en el ciclismo femenino en la última década que participó en los Juegos Olímpicos de 1996 y 2004, las deportistas se diferencian de los hombres por su tenacidad. Son más dedicadas, más enfocadas a cumplir su objetivo, no se detienen hasta lograrlo , asegura en charla con El Economista.

La idiosincrasia de las mujeres mexicanas favorece, en gran parte, a que en las últimas competencias internacionales hayan dado la cara por México. Aún en la actualidad, las atletas se han tenido que sobreponer a las dificultades que la sociedad les ha impuesto.

La mujer de esta generación ha enfrentado diferencias en la sociedad, para ellas es normal dejar atrás los obstáculos. Cuando llega la competición no hay estrés después de superar los retos de la vida, como por ejemplo que de niñas no las dejaban jugar su deporte favorito , asegura Claudia Rivas, especialista en psicología del deporte.

Nombres hay muchos: Paola Espinosa, Paola Longoria, María del Rosario Espinoza, Cynthia Valdez, todas ellas se encuentran dentro de la elite de su especialidad. Los pasados Juegos Panamericanos de Guadalajara 2011 son un claro ejemplo del poderío de las féminas: de las 133 medallas que se cosecharon, 70 fueron conseguidas por las mujeres y 61 por los varones, a pesar de que en la competencia se registraron a menos mujeres (275 por 363 hombres).

Atletas Mexicanas

EL ESTADO MENTAL PUEDE HACER LA DIFERENCIA

La forma mental con la que llegan los atletas es igual o más importante que la preparación física y las aptitudes desarrolladas durante el entrenamiento. La fortaleza mental de las mujeres ha jugado un papel importante en las competencias.

Cuando en la preparación física los deportistas se encuentran parejos, la mentalidad puede influir hasta 75% por la actitud que tienen para ganar, ese factor te da el granito de arroz en la balanza para ganar competencias o incluso competencias , asegura el doctor Octavio Rivas, especialistas sobre los éxitos de las deportistas mexicanos en los últimos años.

LOS OBSTÁCULOS FORJAN A LAS MUJERES

La ciclista Nancy Contreras, ex campeona del mundo en los 500 metros contrarreloj de 2001, confiesa que los inicios de su carrera fueron complicados. Debido a las escasas competiciones de su género tuvo que competir en carreras con hombres.

Temían correr a mi lado, pensaban que los tiraría , recuerda Contreras. Pero el esfuerzo valió la pena: tres medallas en igual número de Juegos Panamericanos y dos participaciones en Juegos Olímpicos (1996 y 2004) respaldan la carrera de la pionera del ciclismo mexicano.

Un factor que favorece el éxito en el deporte de las mujeres es su arraigado amor por la tierra en la que nacieron. El hombre tiene menos sentido de pertenencia que la mujer, que siempre ha estado ligada a la tierra donde vive ella cuenta con una mayor emoción patriota, como consecuencia es más fácil que existan mercenarios hombres que mujeres , asegura el doctor Octavio Rivas.

Además de saber manejar los momentos de tensión, los especialistas concuerdan en que las deportistas se han trazado metas sin temor a cumplirlas. Una tendencia es que el hombre quiere demostrar demasiado en lugar de sólo ser, en cambio la mujer transforma la presión en reto , dice Claudia Rivas. A nivel de medallas se han comprometido más a largo plazo con ellas mismas y con el deporte , concluye la psicóloga de la selección mexicana de canotaje.