Una misma visión de negocio, la unidad entre los presidentes de las franquicias de la Liga Mexicana del Pacífico (LMP) y la repartición de los recursos que se genera por patrocinio son lo que les ha permitido construir en la última década una base sólida en el negocio de acuerdo con Omar Canizales Soto.

El circuito se ha ocupado en los últimos nueve años de capacitar a sus ejecutivos a través de seminarios de comunicación y mercadotecnia, en donde ha participado personal de organizaciones de Grandes Ligas y de otros ámbitos de entretenimiento.

Entre las lecciones que han dejado a los equipos están la atención al aficionado y la comunicación con ellos, generar diferentes tipos de abonos en función de la capacidad económica de los fans y la experiencia en el estadio. Incrementar la asistencia permite tener más patrocinadores.

“Tratamos que todos entiendan el modelo de negocio que podemos desarrollar”, mencionó Canizales.

El circuito de invierno registra un crecimiento anual de 30% en sus ingresos, consecuencia de las alianzas comerciales, derechos de televisión y concesiones, principalmente.

•••

La Liga Mexicana del Pacífico estima que incrementará 15% la asistencia total para su temporada 2019-2020, debido a la llegada de plazas como Guasave y Monterrey.

Durante 28 años sucesivos compitieron ocho equipo. Para la siguiente fase regular se concreta el regreso de los Algodoneros de Guasave y el ingreso de los Sultanes de Monterrey. Serán en total 10 plazas.

En la fase regular y playoffs 2018-2019 asistieron 3.1 millones de fans, con un promedio por partido de 11,418 personas por partido.

“La suma de Sultanes y Algodoneros nos va a llevar a alrededor de 3 millones 600,000 aficionados. Esa es la expectativa”, indicó el presidente de la LMP.

El promedio de ocupación en la Liga es de 61 por ciento. Los inmuebles que superan dicho promedio son Tomateros de Culiacán, Naranjeros de Hermosillo y Águilas de Mexicali.

Para la siguiente temporada, los dos inmuebles con mayor capacidad para la Liga serán el de Tomateros y Sultanes, ambos con capacidad de poco más de 21,000 personas. Monterrey en el circuito de verano promedia 9,826 personas por encuentro.

El Estadio Carranza Limón, casa de los Algodoneros, será el de menor capacidad, con 8,000 butacas. La inversión para su remodelación fue de 130 millones de pesos.

En consecuencia, los 10 estadios del circuito de invierno se caracterizarán en la próxima temporada porque su infraestructura es nueva o recién remodelada en un periodo de una década o menos.

Los inmuebles de los Mochis y Mazatlán estarán listos previo al inicio de la fase regular 2019-2020 y en el caso de la casa de los Mayos, estará lista para el 2020.

Al respecto de los estándares que ha establecido la Liga, el directivo indicó que “no importa que sea una ciudad chica. El estándar de trabajo va a ser muy similar. Cada marcado tiene lo suyo. Si bien es cierto que el mercado de Guasave es pequeño, el de Monterrey es enorme, y eso suma (...) El balance es muy positivo”, dijo.

•••

La Liga cuenta con una base de aficionados que se estima de 40 millones de personas en territorio mexicano, mientras que en Estados Unidos, particularmente en Arizona, tienen alcance en 1 millón de personas. Lo anterior lo detectaron por las actividades realizadas en el día de la herencia hispana que se celebra en parques de la MLB.

Parte de los planes para atender a estos aficionados es concretar la venta de productos en línea. Canizales indicó que es una asignatura pendiente.

“Queremos desarrollar y fortalecer ese concepto para tratar de vender artículos de todos los equipos. En la medida en que los equipos vayan resolviendo otras asignaturas que ellos consideran como prioridad, también lo integrarán para capitalizar esos aficionados que están en el extranjero y en el resto del país”, agregó.

Algunos de los equipos que ya cuentan con ese servicio son: Tomateros de Culiacán, Charros de Jalisco, Águilas de Mexicali y Venados de Mazatlán. La LMP ya lanzó una prueba piloto de la tienda en línea. Por ahora, sólo ofrecen gorras y jerseys. El objetivo es que para el inicio de temporada ya cuente con más productos.