Ya están en marcha. Brasil y Argentina comenzaron su preparación para el superclásico sudamericano del jueves en Belo Horizonte con sus planteles aún incompletos y a la espera de que aterricen Messi y Neymar, compañeros de viaje pero rivales en el Premundial.

En un entrenamiento abierto al público, la renovada Selección brasileña inició entrenamientos con los 16 jugadores ya disponibles en el Estadio Independencia.

El reencuentro con el traumático Mineirao, escenario donde hace dos años ocurrió el desastroso 7-1 ante Alemania en el Mundial 2014, será en la primera práctica de Brasil en el lugar del partido, ya con Neymar en el grupo.

Claro que regresar aquí nos toca a todos, también a aquellos que no jugaron. Pero debemos saber cómo trabajar en todas situaciones, estamos en un momento diferente , dijo Tite, entrenador de Brasil.

Un victoria para confirmar ?la remontada

Lanzada en una recuperación relámpago, Brasil llega al superclásico como líder del Premundial y con su seleccionador, Tite, que en apenas cinco meses ha llevado a la Canarinha desde fuera de los puestos hacia Rusia 2018, hasta la cima del Premundial.

Desde que Tite tomó el control, Brasil ha Ganado cuatro juegos seguidos en Sudamérica, liderando al grupo con 21 puntos, mientras que Argentina está cinco puntos atrás.

Tres brasileños que podrían iniciar en el ecuentro contra Argentina jugaron contra Alemania: Marcelo, Fernandinho y Paulinho.

Una victoria ante Argentina sería el cierre soñado para una resurrección que parecía inverosímil en junio, además de dar vuelta al ciclo más negro en la historia de la pentacampeona del mundo.

El futbol da oportunidades para una respuesta. Es un gran partido, un gran clásico. No vamos a borrar lo que ocurrió, pero queremos dar inicio a otra historia , afirmó al sitio GloboEsporte el centrocampista del Guangzhou Evergrande Paulinho.

El Patón Bauza contó con 15 de sus jugadores para la práctica mientras la delegación espera ansiosa a Messi, que regresa al equipo después de tres fechas lesionado. Sin él, Argentina cosechó dos decepcionantes empates contra Venezuela y Perú (2-2), así como la alarmante derrota en casa contra Paraguay (1-0) en la última jornada.

Con el capitán de vuelta y ante su rival histórico, Argentina se juega su futuro en las eliminatorias.

Brasil es el rival ideal para encaminar todo. Hay que trabajar y ponerse a disposición del técnico , aseguró al diario Olé el volante Lucas Biglia a su llegada a Belo Horizonte, donde se espera que sea titular.