Manchester, Reino Unido.-El Athletic de Bilbao del argentino Marcelo Bielsa vivió una de las noches más importantes de su centenaria historia al ganar con un histórico 3-2 en el estadio del Manchester United, encarrilando su pase a los cuartos de la Europa League.

Los locales se adelantaron en Old Trafford con el tanto de Wayne Rooney en el minuto 22, pero el Athletic, que jugó sin complejos en el "Teatro de los Sueños", remontó por medio de Fernando Llorente (44), Oscar De Marcos (72) e Iker Muniaín (90). Rooney mitigó el desastre del United en el 90+2, de penal.

El Athletic tiene muy cerca conseguir eliminar al United, saldando la vieja cuenta pendiente de mediados de los cincuenta, cuando el equipo inglés, entonces dirigido por el mítico Matt Busby, consiguió ganar el pulso en una emocionante eliminatoria que pasó a la historia del equipo bilbaíno.

Los hombres de Bielsa, que en la anterior ronda eliminaron al Lokomotiv de Moscú, siguen demostrando su gran estado de forma, el que les ha llevado además a ser quintos en la Liga, peleando por jugar la próxima Liga de Campeones.

"Ha sido inolvidable. Hemos sido superiores, hemos jugado el partido que soñábamos jugar. Fuimos mejores y dominamos durante gran parte del partido", destacó Llorente.

El camino europeo del United esta temporada continúa dando disgustos a su afición, ya que en la "Champions" el equipo fue eliminado inesperadamente en la fase de grupos y en dieciseisavos de la Europa League pasó sufriendo, perdiendo incluso en casa 2-1 ante el Ajax de Amsterdam.

La dolorosa derrota de este jueves en Old Trafford, en la ida de los octavos, obligará a los ingleses a, cuando menos, marcar dos goles en el estadio de San Mamés, en el duelo de vuelta del próximo jueves.

El Athletic planteó un partido al gusto del "Loco" Bielsa, con valentía, pero el Manchester United asestó el primer zarpazo, cuando el mexicano Javier "Chicharito" Hernández se deshizo de dos defensas y disparó, el meta Gorka Iraizoz despejó, pero el rechace cayó a Rooney (22), que marcó a placer.

Lejos de venirse abajo, el equipo vasco siguió fiel a su planteamiento y llegó con mucho más fluidez de la esperada a los dominios de De Gea.

En el 29, Llorente se adelantó a Chris Smalling para conseguir un remate de cabeza que se fue alto, antes de que Markel Susaeta (33), con una vaselina también fuera por poco, y Andoni Iraola (36), con un disparo escorado que detuvo el arquero español del United, probaran suerte.

La insistencia de los "leones" tuvo premio en el 44, cuando Susaeta, desde el lateral, envió un centro medido al corazón del área, donde apareció la cabezca de Llorente, para reestablecer la igualdad en el marcador, en el final de una primera mitad en la que su equipo había sido mejor.

En la segunda, el recital de los pupilos de Bielsa continuó.

El joven Muniaín pegó en el 50 desde la frontal y obligó a una gran intervención de su amigo De Gea, que luego, en el 67, volvió a evitar el tanto de Muniaín en un mano a mano.

El tanto del 2-1 llegó en el 72, cuando Ander Herrera consiguió un gran pase, picado, para su compañero De Marcos, que batió al United con un disparo raso cruzado, en una jugada en la que los locales pidieron la anulación por posible fuera de juego.

Los locales se volcaron en busca del empate, pero recibieron el tercero en el 89, cuando un disparo de De Marcos fue despejado por De Gea y el rechace cayó para Muniaín (90), que fusiló el 3-1.

En el 90+2, el United mitigó la caída y consiguió el segundo, con un penal transformado por Rooney, que da esperanzas a los suyas de cara al complicadísimo partido de vuelta.

"Nos han ganado merecidamente. El Bilbao fue el mejor esta noche", admitió, resignado, el técnico escocés Alex Ferguson.

BVC