Sami Khedira anotó a los 82 minutos y Alemania derrotó el sábado 3-2 a Uruguay para lograr el tercer puesto en la Copa del Mundo.

Uruguay remontó y llegó a tener la delantera con goles de Edinson Cavani y Diego Forlán, pero la pólvora no le alcanzó contra un equipo germano que se impuso con las dianas de Thomas Mueller, Marcell Jansen y Khedira.

La ``Celeste'' igualó el cuarto puesto que consiguió en el Mundial de México 1970, su mejor resultado desde que fue campeona en 1930 y 1950. Alemania repitió el tercer lugar que obtuvo hace cuatro años cuando organizó el torneo.

Fue un partido de ida y vuelta en el estadio Nelson Mandela Bay, donde el técnico alemán Joachim Loew utilizó a varios suplentes y dejó en la banca a Miroslav Klose por molestias en la espalda. El artillero se quedó a un gol del récord histórico de 15 en mundiales que posee el brasileño Ronaldo.

Mueller, la joven sensación del Mundial, abrió la cuenta a los 19 minutos cuando el portero uruguayo Fernando Muslera dio rebote en un potente disparo de Bastian Schweinsteiger y la pelota le quedó al atacante del Bayern Munich, que sólo tuvo que empujarla al fondo de las redes.

Bajo la lluvia, Cavani igualó a los 28 al culminar un rápido contragolpe que inició Diego Pérez al robarle la pelota a Schweinsteiger al borde del área uruguaya. El defensa cedió el balón a Luis Suárez, que lo trasladó hasta tres cuartos de cancha y se lo pasó a Cavani para la definición.

Forlán le dio la ventaja momentánea a Uruguay a los 51 con el mejor gol del partido: prendió en el aire un centro desde la derecha de Egidio Arevalo, la pelota rebotó en el suelo y entró pegada al poste izquierdo.

Uruguay no había terminado de festejar cuando Jansen igualó a los 56 con un cabezazo en un largo centro de Jerome Boateng.

Khedira selló el resultado a ocho minutos del final cuando Mesut Oezil pateó un tiro de esquina, la pelota rebotó dos veces en el área chica y le quedó fortuitamente al volante del Stuttgart, que la metió de cabeza.