La reproducción no autorizada de esta obra es un delito será parte de la leyenda que los espectadores verán en la pantalla antes de ver su película favorita.

Lo anterior es fruto de un convenio suscrito por la Procuraduría General de la República (PGR) y la Motion Picture Association México (MPA-México) quienes podrán utilizar logotipos, imágenes y demás elementos de identidad de la PGR.

En el 2014, la piratería le costó al país 43,000 millones de pesos; 6,000 millones de pesos provienen de la evasión del pago del IVA por quienes consumen piratería. La industria cinematográfica nacional genera 43,000 empleos de forma directa y 13,000 de manera indirecta. Y creemos que el convenio es un esfuerzo más (para) fomentar el derecho intelectual , indicó Ana María Magaña Rodríguez, directora de la MPA.

Según datos de la MPA, el impacto de la piratería en la industria cinematográfica en México fue de 340 millones de dólares el año pasado; y es que de cada 10 películas que se vendieron ocho fueron apócrifas.

El año pasado, la MPA-México reportó cerca de 10 casos detectados de grabaciones en salas de cine (camcording) con técnicas como introducir una pequeña cámara en una bolsa de papitas o en un bote de palomitas.

Sin embargo, el camcording es un delito muy difícil de castigar y tiene maniatados a los exhibidores pues no tienen las atribuciones para llevar a la persona frente a las autoridades.

Pero, de hacerlo, tendrían que probar que la grabación de dicha película tiene fines de lucro para poder aplicar la ley que estipula un castigo de 20,000 días de multa o hasta 10 años de cárcel.

La verdadera amenaza?es la piratería digital

La Cámara Nacional de la Industria Cinematográfica (Canacine) enfocó su última campaña contra la piratería digital, la verdadera amenaza.

Las copias digitales inundan los puestos piratas con copias de buena calidad que, incluso, se vende en Blu-ray o en versiones clon por 10 pesos o menos.

Existen casos en México donde la película aún no llegaba a las salas de cine y ya estaba en el mercado pirata.

Uno de éstos fue Gloria, la película sobre la vida de Gloria Trevi, de la cual se presume que fue copiada de la exhibición que se realizó en el Festival Internacional de Cine de Morelia.

El más buscado (Lemon Films), que durante meses tuvo que aplazar el estreno de su película por culpa de una copia ilegal.

Hasta El Renacido, de G. Iñárritu, distribuida por Fox, apareció en el comercio ilegal.

Muchas de las veces, las copias de las películas que se venden en la piratería salen de los laboratorios, de sitios ilegales en Internet o de las copias que las propias productoras de cine mandan para festivales o de manera privada con alta calidad de imagen y audio muy superior a una copia grabada en cines.

La realidad es que el monstruo de la piratería en la industria cinematográfica tiene 1,000 cabezas, o más.

Se necesitan leyes más duras y eficaces que sólo mostrar un mensaje de advertencia que muchas veces pasa desapercibido para el público general.

[email protected]