Los Ángeles, EU. La actriz Sandra Bullock, quien está nominada a los premios Oscar como mejor actriz, ganará al menos 70 millones de dólares por su actuación en Gravity, difundió The Hollywood Reporter.

Ésta sería la cinta que mejor ingreso le ha dejado a la actriz estadounidense de 49 años, de acuerdo con diversas fuentes consultadas por la publicación especializada en espectáculos.

En su acuerdo alcanzado con el director Alfonso Cuarón, Bullock recibiría 20 millones de dólares, más 15% por el ingreso en la taquilla.

Gravedad ha recaudado más de 700 millones de dólares a nivel nacional e internacional y se espera que supere los 750 millones.

De esa cifra, de 750 millones, es de donde se estima que el ingreso que le correspondería a la actriz es de unos 50 millones de dólares.

Bullock además percibirá un porcentaje adicional por las ventas de videos caseros y televisión.

Otros participantes en el reparto de ganancias por taquilla son el coprotagonista George Clooney, el director Alfonso Cuarón y el productor David Heyman.

El costo de producción de la película fue de alrededor de 110 millones de dólares.

UNA HEROÍNA A LA MEXICANA

Para la crítica e historiadora del cine, María Elena de las Carreras, Gravedad logra imbuir un sentido hispano de familia, catolicismo y comunidad dentro del clásico esquema narrativo al estilo hollywoodense.

La doctora Ryan Stone (Bullock) pierde toda esperanza de retornar a la Tierra hasta que motivaciones internas -la familia y la solidaridad que le profesa el personaje de Clooney- le permiten recuperar su gravedad y luchar contra la adversidad.

Si bien no puede ser considerada una cinta mexicana -fue enteramente producida en Londres-, es cine con una mentalidad mexicana, que es distinto , explicó De las Carreras.

Esa mentalidad mexicana se ve por ejemplo en que no traen historias de héroes aislados e individualistas, sino historias de comunidad, de gente que funciona en grupo , agregó la crítica de cine argentina en referencia también al trabajo que han hecho en Hollywood Alejandro González Iñárritu y Guillermo del Toro.