Pedro Lichtinger es un ingeniero mexicano que dirigió algunas de las divisiones más importantes de la farmacéutica Pfizer en el mundo y que llegó al reality show Unicorn Hunters para fondear al que podría convertirse en el nuevo unicornio de la biofarmacología. Las metas del emprendedor son ambiciosas, pues busca que su empresa Starton Therapeutics levante una ronda de financiamiento de 20 a 30 millones de dólares para después hacer una Oferta Pública Inicial al final del 2021. 

Lichtinger y su compañía son los protagonistas del tercer episodio de Unicorn Hunters, un reality show que se transmite por Amazon Prime y que reúne a un grupo de inversionistas que evalúan startups con el potencial de convertirse en compañías valuadas en más de 1,000 millones de dólares, para decidir si invierten en ellas y para permitir que otros inversionistas alrededor del mundo también puedan invertir su dinero en alguno de estos proyectos.         

Entre los “cazadores de unicornios”, que integran el Círculo del Dinero (Circle of Money), desde donde analizan las propuestas de los emprendedores, se encuentran Steve Wozniak (cofundador de Apple); Silvina Moschini (CEO de SheWorks!); Alex Konanykhin (CEO de TransparentBusiness); Lance Bass (cantante, actor, productor e inversionista ), Rosie Rios (extesorera de los Estados Unidos) y Moe Vela (abogado, autor, empresario y exdirector de Administración de Joe Biden cuando fue vicepresidente de Barack Obama).

La empresa de Lichtinger, Starton Therapeutics, dejó entusiasmados a varios de estos cazadores, sobre todo por el objetivo que persigue: alargar y mejorar la calidad de vida de pacientes con cáncer. La tecnología que ha desarrollado el empresario y su equipo permite reformular algunos de los medicamentos más usados en tratamientos contra el cáncer, con el fin de mitigar los efectos secundarios que muchos de estos producen e incrementar su eficacia terapéutica.      

La prueba de concepto presentada por Lichtinger se centra en el medicamento Revlimid, el tercer medicamento más vendido del mundo y que sirve para tratar algunos tipos de cánceres de médula y de leucemia. El problema de este medicamento es que su forma de administración, cada 24 horas, reduce su eficacia ─pues el cuerpo elimina el medicamento en un lapso de 12 horas─ además de que mitiga los efectos secundarios, pues la dosis de su propuesta es mucho menor a la que se utiliza en los tratamientos actuales. 

De acuerdo con Lichtinger, el desarrollo de Starton Therapeutics servirá para formular un parche que libere de forma gradual la dosis de Revlimid que un paciente necesita en un tiempo más largo. Esta reformulación de Revlimid permite reducir en 75% la cantidad de medicamento que se suministra a un paciente y, según la prueba de concepto, reduce en hasta 80% el tamaño de los tumores cancerígenos.

La startup biofarmacéutica ha recibido hasta el momento 27 millones de dólares y quiere levantar otros 20 a 30 millones para llevar a buen puerto las fases 1 y 2 de pruebas en su investigación, con lo que alcanzarían una valuación de 250 millones de dólares; mientras que si se concreta su salida a Bolsa, la compañía podría alcanzar un valor de entre 400 y 700 millones de dólares, según las palabras de Lichtinger.

Inversión desde 100 dólares

Dos de los cazadores decidieron invertir en Starton Therapeutics y algunos más se mostraron interesados en conocer a profundidad los detalles de la compañía para tomar una decisión de inversión. Pero lo importante para Silvina Moschini, que es una de las cazadoras del programa y que también ha fundado varias empresas que han alcanzado el estatus de unicornio, es que Unicorn Hunters permite a inversionistas de todo el mundo conocer startups y proyectos en los que invertir para conseguir buenos retornos.

“Unicorn Hunters es un movimiento anclado en un objetivo simple que es permitir que la población que hoy no tiene oportunidad de descubrir e invertir en compañías en etapa temprana pueda hacerlo. La mayoría de la gente tiene la oportunidad de invertir en compañías sólo cuando ya salieron a Bolsa”, dijo Moschini en entrevista.

Para la empresaria, igual que todas las inversiones, apostar por alguna de las empresas que salga en Unicorn Hunters supone un riesgo, pero el análisis que hacen los cazadores, que se enfoca en el potencial de mercado de la compañía, el liderazgo que la encabeza, la resiliencia de la operación y la posibilidad para escalarla aceleradamente, además de la capacidad de levantamiento de capital, hace que la inversión abierta al público en general sea más controlada.              

A través de la página de Unicorn Hunters, las personas pueden aprender sobre cómo invertir en compañías y ser dirigidos a la página de inversión de cada empresa. Las personas podrán invertir montos distintos en las compañías según las necesidades de cada emprendedor. En el caso de Lichtinger y Starton Therapeutics, quienes estén interesados pueden hacer una inversión temprana en la compañía a partir de 3,100 dólares.

“Esta forma alternativa de inversión es muy necesaria. Nuestros sistemas financieros que invierten en startups están completamente dañados”, dijo Lichtinger en su pitch para Unicorn Hunters.

Aquí puedes ver el tercer episodio de Unicorn Hunters subtitulado al español: