Los reguladores estadounidenses cerraron el jueves una larga investigación contra Google con un acuerdo que generará decepción en los rivales y críticos del mayor motor de búsquedas online del mundo.

Bajo el acuerdo, Google aceptó ponerle fin a una práctica por la cual eliminaba las críticas y otros datos de sus productos de los sitios de sus rivales, y permitirle a los anunciantes exportar sus datos para evaluar independientemente sus campañas de promoción, dijo la Comisión Federal de Comercio.

El presidente de la comisión, Jon Leibowitz, dijo que Google también acordó dar licencias de sus patentes estándar en términos justos, razonables y no discriminatorios.

JSO