Dentro de las entidades reguladas, un crédito personal puede costarle al cliente hasta 83% de interés anual, de acuerdo con cifras del Banco de México (Banxico).

Un crédito personal es aquel que puede ser otorgado a cualquier persona física, tenga o no una cuenta de depósito con el banco otorgante; el destino del financiamiento es libre, la tasa fija y el plazo determinado.

De acuerdo con los Indicadores Básicos de Créditos Personales publicado este lunes por el Banxico, de septiembre del 2017 a agosto del 2018 se habían otorgado 6.4 millones de créditos por un saldo total de 97,676 millones de pesos; el monto promedio de la originación fue de 18,408 pesos; un plazo promedio de 21 meses y una tasa promedio de 36 por ciento.

Sin embargo, señala el banco central, la tasa de interés varía dependiendo de aspectos como el monto y plazo del crédito, es decir, entre más bajo es el monto y el plazo, más deberá pagar el cliente y a la inversa.

De esta forma, con base en la información del Banxico, Banco Dondé es el que registró la tasa promedio ponderada más alta en el periodo con 83%, aunque con una reducción anual de 7.7 puntos porcentuales. No obstante, el número de créditos otorgados ascendía apenas a 30,064 con un saldo de 85 millones de pesos y un monto promedio del préstamo de 2,816 pesos y un plazo de nueve meses.

A éste le siguieron: Banco Famsa con una tasa de 71.8% y un monto del préstamo de 6,441 pesos; Financiera Ayudamos con 64% de tasa, monto promedio del préstamo de 12,329 pesos y un plazo de 13 meses; y Bancoppel con 60% y un monto promedio del préstamo de 9,709 pesos.

En contraparte, las instituciones que en el periodo presentaron las tasas más bajas fueron: Citibanamex, BBVA Bancomer y Santander. No obstante, fueron estos bancos los que presentaron los montos de crédito más elevados.

Por ejemplo, el monto promedio de un préstamo personal en Santander fue de 264,369 pesos a un plazo de hasta 50 meses y aquí la tasa fue de 25.8 por ciento. En tanto en Citibanamex el monto promedio fue de 148,699 pesos, un plazo de 40 meses y una tasa de 22.9%; y en BBVA el monto promedio fue de 98,426 pesos, un plazo de 60 meses y una tasa de 24.1 por ciento.

El Banxico precisa en su documento que los llamados bancos-tienda, concentran gran parte del número de créditos. Banco Azteca tiene 72.2% del total; BanCoppel 7.5% y Banco Famsa 7.0% que en total suman 87 por ciento.

En tanto, Citibanamex con 26.8%, Banco Azteca con 22% y BBVA Bancomer con 16.7%, concentraron 65.5% del saldo en el periodo en cuestión.

A decir del Banxico, la concentración en el mercado de créditos personales otorgados por bancos y otras entidades reguladas ha presentado una tendencia descendente desde marzo del 2015 (donde el índice Herfindahl-Hirschman fue de 1,527 puntos) alcanzando 1,280 puntos en agosto del 2018.

“La participación de los dos oferentes con mayor saldo en cartera fue de 39.6% en agosto del 2018, mientras que la participación de los cinco con la cartera más grande fue de 72 por ciento. Destaca que la concentración en el mercado de créditos personales es la menor entre los demás tipos de créditos al consumos”, señala.

El Banxico destaca que el saldo de los créditos personales otorgados por entidades reguladas presentó una reducción en el periodo, pues en agosto del 2018 la tasa de crecimiento anual real fue de -0.1%, lo cual contrasta con el valor observado en agosto del 2017 de 6.81 por ciento.

“A pesar de lo anterior, en agosto del 2018 los créditos personales significaron 21.4% de la cartera total de crédito al consumo otorgada por entidades reguladas”, explica.

La morosidad de los créditos personales tuvo una tendencia al alza a lo largo de todo el 2017, que se prolongó hasta mayo del 2018, mes a partir del cual comenzó a disminuir alcanzando un valor de 6.6% en agosto.