Aunque dominan casi en todo el mercado del crédito, el grueso de los bancos no tiene tan buenos números en materia de financiamiento automotriz, aspecto en el que están a la cabeza otras entidades especializadas no bancarias.

Cifras de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA) revelan que, de enero a noviembre del 2013, la participación de los bancos en el mercado del financiamiento automotriz disminuyó 1.9 puntos porcentuales respecto del mismo periodo del 2012. Es decir, pasó de 35.7 a 33.8%, y es una tendencia que se ha dado en los últimos años.

Ello significó que de las 516,657 unidades financiadas de enero a noviembre pasado, sólo 174,596 fueron vendidas a través del crédito por los bancos; mientras que el grueso de los vehículos colocados por esta vía (302,936, o 58.6%) fue a través de entidades financieras especializadas, principalmente sofomes que operan como brazos financieros de las armadoras. En tercer lugar se ubicaron las empresas de autofinanciamiento, con 39,125 o 7.6% del mercado.

De las 10 instituciones financieras que, a noviembre pasado, concentraban 89.7% del crédito automotriz, sólo tres eran bancos: BBVA Bancomer, Scotiabank Inverlat y Banorte. Éstos se ubicaban en los sitios dos, cinco y seis de esta lista, respectivamente.

A la cabeza del financiamiento automotriz se encontraba NR Finance México, sofom que da préstamos para la adquisición de los vehículos Nissan y Renault principalmente. Al penúltimo mes del año pasado, había financiado 113,644 unidades que representaban 22% del total; luego estaba BBVA Bancomer, con 90,786 vehículos (17.6%), y en tercer sitio Ally (ahora GM Financial), también sofom, con 57,150 (11.1%) que financia los vehículos de General Motors.

Les seguían en este Top 10 Volkswagen Financial Services, con 55,139 unidades financiadas (10.7%); Scotiabank Inverlat, 38,933 (7.5%); y Banorte, 37,602 (7.3 por ciento).

El resto de la lista lo constituían otras financieras especializadas como Credit Chrysler, Toyota Financial Services, Autofinanciamiento Sicrea y Autofin, entre otras entidades.

Otros bancos también tenían participación en el mercado del financiamiento automotriz, aunque en menor proporción (menos de 5,000 unidades). Uno de ellos era Banregio, con apenas 5,532 unidades financiadas.

Andrés de la Parra, director general de la empresa líder en financiamiento automotriz NR Finance, ha comentado que el motivo por el que las entidades especializadas lleven ya varios años a la cabeza de este negocio es que hay más cercanía e interés por atender al cliente. Nuestro interés es atenderlo, no importando las situaciones cíclicas que se mantienen en la economía. Cuando hay una crisis y se ponen un poco nerviosas las tasas, los bancos no tienen apetito de riesgo. En cambio, nosotros como financieras dedicadas al sector automotriz no estamos sujetos a esta situación de apetito .