El secretario ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP), Álvaro Vizcaíno Zamora, destacó que el país podría avanzar hacia una certificación única policial si se concretan tres evaluaciones: control de confianza, de competencias profesionales y de desempeño.

En entrevista, destacó que es necesario continuar con las condiciones propicias para avanzar en la certificación de los integrantes de las instituciones policiales.

No obstante, consideró que la certificación en control de confianza está consolidada, hay un buen número de centros de control de confianza en todo el país que operan adecuadamente y la gran mayoría de los integrantes de las instituciones están evaluados.

Lo que sigue, expuso, es fortalecer las capacidades para evaluar las competencias profesionales de los uniformados a nivel federal y local.

Por ello, el nuevo titular del SNSP se pronunció por un examen de competencias profesionales que implica evaluar que sepan hacer lo que tienen que hacer , mientras que el examen de desempeño conlleva a un análisis de cada uniformado sobre su actuación durante un tiempo determinado.

El recién nombrado secretario ejecutivo del SNSP afirmó por otro lado que es conveniente una ley federal sobre el uso legítimo de la fuerza, sobre todo luego de que el presidente Enrique Peña Nieto presentó al Senado su iniciativa contra la tortura y otros tratos o penas crueles, inhumanas o degradantes.

Entiendo que hay algún o algunos iniciativas, sería conveniente que hubiera una ley federal sobre uso legítimo de la fuerza, pero también es necesario destacar que en nuestro país están vigentes y se aplican protocolos o normas internacionales en la materia, que por años han guiado la tarea de las instituciones de seguridad pública en ese rubro , dijo.

Cabe destacar que la iniciativa presidencial acota que no se considerarán tortura ni tratos o penas crueles, inhumanos o degradantes, las penas o sufrimientos físicos o psicológicos que sean únicamente consecuencia de medidas legales impuestas por autoridad competente o las inherentes a éstas, o de las derivadas del uso legítimo de la fuerza de conformidad con lo previsto en la legislación aplicable .

Este párrafo, de acuerdo con Santiago Corcuera, integrante del Comité contra la Desaparición Forzada de la ONU, es acorde a los tratados internacionales pero advirtió que México carece, a nivel federal y estatal, de una ley para sobre el uso legal y proporcional de la fuerza y las armas. Sólo del Distrito Federal tiene un ordenamiento al respecto.

[email protected]