El presidente Felipe Calderón señaló que "las víctimas de la violencia no son cifras, son personas que tienen un nombre y un apellido" durante la inauguración de la XXXII sesión extraordinaria del Consejo Nacional de Seguridad Pública.

En el encuentro con gobernadores y procuradores de justicia del país, así como autoridades electorales, señaló que revisarán el avance en la conformación de las bases de datos, tanto de homicidios, como de personas no localizadas, e hizo un llamado para esforzarse en tener en tiempo y forma las bases a más tardar en mayo de 2012.

"Hoy hemos venido por varias razones, desde luego a ratificar nuestro compromiso de actuar más allá de cualquier objetivo de corto plazo, más allá de cualquier interés político o electoral, por el bien y la seguridad de los mexicanos", expresó ante los gobernadores y el jefe de Gobierno del Distrito Federal.

Indicó que los actuales son "tiempos cruciales" para la vida democrática del país, pues dentro de cuatro meses los mexicanos acudirán nuevamente a las urnas para elegir a quien habrá de dirigir a la nación y representar a los ciudadanos los próximos años, tanto en el Poder Ejecutivo como en el Legislativo.

En el salón Tesorería de Palacio Nacional dejó en claro que en las elecciones de julio próximo se honrará el régimen democrático y de libertades construido con mucho esfuerzo por los mexicanos a lo largo de varias décadas, y agradeció la presencia del presidente del IFE, Leonardo Valdés Zurita, así como de los consejeros electorales.

Explicó que se llevarán a cabo convenios de colaboración para el proceso electoral del 2012, de manera de asegurar las condiciones de gobernabilidad y paz social necesarios para su realización, ya que se deben generar las condiciones de seguridad necesarias para que los mexicanos puedan acudir a las urnas con tranquilidad, además de brindar la protección necesaria a los diferentes candidatos a cargos de elección popular.

Durante el encuentro también se analizarán temas en la lucha por la seguridad que los mexicanos han emprendido, agregó, y se revisarán los avances de cada entidad y la federación que se presentan en el combate a crímenes que lastiman gravemente a la sociedad, entre ellos el secuestro y su evolución, así como revisión del proceso de depuración en los cuerpos de seguridad en todos los niveles del gobierno.

Con información de Notimex.

MIF