Desde el sexenio anterior, cuando se alistaba la discusión legislativa sobre la aprobación del uso lúdico de la marihuana, legisladores utilizaron información privilegiada para crear empresas con el fin de comercializar productos cannábicos, indicó Santiago Nieto Castillo, titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda.

Durante su participación en el seminario 4 20 Inteligencia financiera y gestión de riesgos. Prevención de operaciones con recursos de procedencia ilícita: Caso Cannabis, Nieto Castillo, acotó que esta acción de algunos legisladores, especialmente del Partido Acción Nacional (PAN), fue un acto de corrupción por haber utilizado dicha información para un beneficio personal.

“Sería cómico si no fuera una tragedia (...) parte de los legisladores que estuvieron promoviendo la legalización de la marihuana, ya tenían constituidas empresas para todo tipo de consumo. Además del (expresidente) Vicente Fox, eran legisladores del PAN, que se supone tendrían que ser por su naturaleza ideológica más conservadores, pero no, generaron sus propias empresas”, acotó Nieto Castillo en el evento organizado por el Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM.

El titular de la UIF no dudó en considerar este actuar de los legisladores, particularmente senadores, como un acto de corrupción. “Están usando información privilegiada para su beneficio personal”.

Poco impacto en cárteles

Nieto Castillo dio su perspectiva, desde la UIF, respecto al tema del uso lúdico de la marihuana y consideró que, en caso de legalizar su utilización para uso recreativo, no se prevé un golpe importante a las finanzas de los grupos delincuenciales, pues estos han sabido diversificarse en otras actividades de donde obtienen sus recursos.

“(La legalización) implicará una disminución en sus ingresos (de los grupos delincuenciales), pero no será definitiva (...) habría una reducción en sus ganancias, pero sería mínima, por la proliferación de actividades delictivas: secuestro, corrupción, cobro de uso de piso, tráfico de (otras) drogas, de órganos, trata de personas”, acotó el funcionario.

Asimismo apuntó que, respecto al tráfico de drogas, los grupos delincuenciales han transitado a la producción y venta de otras sustancias sintéticas, por lo que actualmente la compraventa de cannabis ha disminuido en el mercado ilícito.

En el marco de la discusión sobre la legalización de la mariguana, donde la Suprema Corte de Justicia de la Nación avaló que sea la Secretaría de Salud federal la encargada de dar los permisos para el uso lúdico, Nieto Castillo acotó que es un tema que debe de tratarse punto por punto.

“Habrá que distinguir entre el uso medicinal, lúdico y uso comercial con fines de lucro... Son temas que deben de trabajarse de forma diferenciada”, expresó el funcionario.

Nieto Castillo apuntó que no se puede generar una política integral del uso de la marihuana, si no se toma en cuenta la parte de prevención y que debe de tener un enfoque global ya que, por ejemplo, en algunas partes de Estados Unidos se ha despenalizado su uso; sin embargo, en México, esto todavía no ha sido avalado por el Congreso de la Unión, lo que genera una discordancia y problemas de tráfico de esta sustancia.

“El acuerdo tiene que ser entre México y Estados Unidos para tener mejores salidas al consumo, para evitar que se convierta en un problema de salud pública o que se genere violencia (...) Si un país sigue avanzando en la desregulación y otros seguimos en una guerra contra el narco, esto no va a llegar a ningún fin”, acotó el titular de la UIF.

El funcionario dijo estar a favor de la creación de una instancia estatal que emita todas las disposiciones generales en el ámbito del uso de la marihuana. Asimismo indicó que, dentro del modelo de riesgo de la UIF, se detectaron 2,006 reportes de operaciones inusuales relacionados con posible tráfico de cannabis y lavado de dinero.

politica@eleconomista.mx