La Fiscalía General de Puebla confirmó el hallazgo de siete cuerpos en dos zonas del municipio de Venustiano Carranza. A reserva de realizar las pruebas de genética, autoridades adelantaron que dos de las víctimas serían las hermanas de Cirilo González Pérez, alias el Puchini o Z-37, líder de los Zetas en Poza Rica, Veracruz, donde fue reportada su desaparición la semana pasada.

Autoridades locales ubicaron en Venustiano Carranza cuatro cuerpos calcinados dentro de una camioneta, propiedad de Ricardo Curiel Castillo, quien fue reportado como no localizado en Poza Rica, al igual que cuatro personas más.

El vehículo fue encontrado calcinado y en su interior se hallaron los cuerpos de cuatro personas. Los cadáveres, calcinados y en avanzado estado de descomposición, estaban al interior de la camioneta encontrada dentro del rancho Cedro Pando, a aproximadamente a kilómetro y medio del estado de Veracruz.

También en la misma zona limítrofe con Veracruz, al interior de instalaciones de Pemex conocidas como Corralillo, se localizaron tres cuerpos en avanzado estado de descomposición. La Fiscalía de Puebla investiga la posible relación entre ambos casos, y notificó a su homóloga de Veracruz del hallazgo, a fin de determinar la posible relación con las personas que se han reportado como desaparecidas en esa entidad.

Se presume que cuatro de los cuerpos encontrados en Puebla corresponden a personas reportadas como desaparecidas en el municipio de Poza Rica desde el pasado sábado, entre ellas Bertha González Pérez y Amada González Pérez, hermanas de Cirilo González Pérez.

González Pérez, un exmilitar, fue detenido por elementos de la Policía Federal en el 2015, en Pachuca, Hidalgo.

Se sabe que el Z-37 fue nombrado por Heriberto Lazcano Lazcano, el abatido líder de los Zetas, como jefe de plaza en estados como San Luis Potosí, Guanajuato, Tamaulipas y Veracruz, hasta que fue capturado el año pasado.

[email protected]