La AuditorÍa Superior de la Federación (ASF) ratificó que durante el 2008 fue ineficaz la aplicación de la Estrategia Nacional de Prevención del Delito y Combate a la Delincuencia ordenada por el presidente Felipe Calderón Hinojosa.

Este fin de semana, la Cámara de Diputados publicó en el Diario Oficial de la Federación las consideraciones de la ASF a la cuenta pública correspondiente al ejercicio fiscal del 2008, rechazada por los diputados la semana pasada.

De esa forma, se considera oficial que durante el 2008, a pesar de que hubo un incremento de 12.5% al presupuesto destinado a la seguridad pública, el aumento de recursos no se vio reflejado en una menor incidencia delictiva, lo que significó ineficiencia en la aplicación de la Estrategia Nacional de Prevención del Delito y Combate a la Delincuencia .

Otra de las consideraciones, que provocaron una confrontación entre el PAN y el PRI en la sesión del 26 de abril en el Palacio Legislativo de San Lázaro, indica: La seguridad pública siguió deteriorándose como consecuencia del incremento de los delitos violentos perpetrados por la delincuencia organizada, particularmente el homicidio, el secuestro, los delitos contra la salud, trata de personas, tráfico de armas de fuego, la extorsión y a la ineficacia en su investigación y persecución .

Además, el documento destaca: Se registraron importantes subejercicios en los recursos que se transfieren a los estados y municipios en materia de seguridad pública, debido entre otros factores a los tiempos de la expedición de las reglas de operación de los fondos y a la complejidad de éstas .

Finalmente, las consideraciones publicadas en el Diario Oficial agregan: A pesar del incremento en el índice delictivo, la Procuraduría General de la República ejerció el menor presupuesto de los últimos seis años, lo que afectó sensiblemente su estado de fuerza .

jmonroy@eleconomista.com.mx