Cifras preliminares aportadas por el presidente Enrique Peña Nieto e integrantes de su gabinete abocados al tema apuntan a que la reconstrucción de viviendas, escuelas, hospitales, e inmuebles históricos, entre otros, que fueron dañados a consecuencia de los sismos del 7 y 19 del mes en curso en 10 entidades federativas del país y la Ciudad de México, requerirá de al menos 37,500 millones de pesos.

El mandatario precisó que a las tarjetas electrónicas que a partir de la próxima semana se entregarán a los damnificados de Chiapas y Oaxaca, para comprar materiales y autorreconstruir sus casas o autoedificar una nueva si resultó muy dañada, se habrán de destinar 6,500 millones de pesos, y, para el resto de los cuatro estados y la Ciudad de México, se requerirán 10,000 millones de pesos más.

Durante el acto de evaluación de daños tras los sismos de septiembre, realizado en Los Pinos y moderado por José Antonio Meade Kuribreña, secretario de Hacienda y Crédito Público, el Ejecutivo repitió luego las cifras informadas antes por los secretarios de Educación Pública (SEP) y de Cultura.

Aurelio Nuño, titular de la SEP, reportó que para reconstruir y reparar las 12,931 escuelas dañadas en el país tras los sismos se necesitarán 13,000 millones.

“El costo hasta ahora estimado de la reconstrucción total de estas casi 600 escuelas que se van a tener que reconstruir, de más de 1,000 que van a tener una reconstrucción parcial, y de 10,000 que, aunque son daños menores, requieren también de nuestro apoyo para que queden en óptimas condiciones, estamos hablando de alrededor de 13,000 millones”.

Detalló que la SEP paga un seguro anual contra siniestros de las escuelas públicas del país, cuya póliza cubre hasta 1,800 millones de pesos.

“También, tendremos acceso al Fonden (Fondo de Desastres Naturales). Tenemos el programa de Escuelas al Cien, en donde vamos a hacer un gran esfuerzo para redirigirlo a las escuelas que lo requieran. Y para las escuelas de daños menores, hemos creado un fondo de la Secretaría de Educación Pública, por 700 millones de pesos para dar el apoyo”, precisó.

A decir del funcionario, la magnitud de los daños y el costo para dejar a las escuelas en buenas condiciones son muy altos. “Le estamos haciendo frente, pero, por supuesto, cualquier apoyo y solidaridad en este proceso es necesario y será más que bienvenido”.

En su turno, María Cristina García Cepeda, secretaria de Cultura, informó que el costo estimado de la reconstrucción y restauración del patrimonio cultural afectado por los sismos en el país es de más de 8,000 millones de pesos.

“Tenemos un estimado de más de 1,500 inmuebles históricos y de valor cultural que registran daños”.

La afectación en 11 entidades del país, dijo, ha puesto a los mexicanos frente al reto de reconstruir su infraestructura y restaurar su patrimonio.

Por su parte, Rosario Robles Berlanga, secretaria de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), comentó que más de 250,000 mexicanos perdieron su vivienda por los sismos y hoy enfrentan una situación de pobreza patrimonial.

“Estamos hablando de más de 150,000 viviendas dañadas a partir de diferentes categorías, desde daños menores, daños parciales, hasta daños totales. Es una cantidad similar al número de viviendas que construimos durante el 2016, las que se han perdido o dañado a partir de estos sismos”.

Dijo que el censo de inmuebles afectados se levantó “casa por casa, persona por persona, para cuantificar los daños y evitar la situación de que se pudiera lucrar con la tragedia y el dolor de mexicanos y mexicanas que perdieron su casa, y algunos de ellos que perdieron a sus familiares”.

Meade Kuribreña destacó que en materia de vivienda se construye un marco de apoyo que permita atender a quienes tuvieron en su vivienda daños parciales, así como con mayores recursos y posibilidades a quienes en su vivienda tuvieron un impacto de daño total.

“Vamos a complementar estos apoyos con créditos quirografarios en donde éstos sean el vehículo adecuado. Estamos trabajando, sobre todo, en las ciudades, en el caso de la Ciudad de México y de Baja California Sur, en apoyos a créditos hipotecarios con la Sociedad Hipotecaria Federal, el Infonavit, el Fovissste (...) Eso en el caso particular de la ciudad (capital) implicará, también, apoyos legislativos y acompañamientos de estímulos fiscales”.

Por último anunció que, en un despliegue de transparencia y rendición de cuentas, antes de que termine la semana el gobierno dispondrá, a través de Internet, de una “hoja de transparencia” sobre el esfuerzo de atención a los damnificados, y, a partir del próximo lunes, cada una de las acciones de reconstrucción será documentada para poder ser consultada por quien lo desee.