En el proyecto de seguridad, que implementará el presidente electo, Enrique Peña Nieto, como es crear una gendarmería nacional, las empresas de seguridad privada confían en que impulsará el mando único sin desaparecer a la Policía Federal, para no empezar de cero y sobre todo que regularice el sector de la policía privada, aseguró Alejandro Desfassiaux.

El presidente de Multisistemas de Seguridad Industrial, en una plática con medios de comunicación, detalló: Gran parte del país se encuentra en llamas, en una crisis que sin el apoyo de las Fuerzas Armadas viviría una crisis total por estar derrotado y ésa, lamentablemente, es la realidad .

Por ello exhortó a quien será Presidente en funciones a partir del 1 de diciembre próximo a que integre a las corporaciones privadas, algunas en manos de los estados que sólo las utilizan como la caja chica para obtener recursos en lugar de sumarlas a inhibir y prevenir los delitos que tanto afectan a los mexicanos.

En administraciones pasadas se hicieron intentos como la creación de la Policía Federal Preventiva, que en el primer año de funciones Vicente Fox la integró a la Secretaría de Seguridad Pública federal. En el actual mandato de Felipe Calderón desapareció la Agencia Federal de Investigación y surgió la Policía Federal Ministerial .

Esfuerzos, cambio de siglas o nombres que de no ser por las fuerzas de las secretarías de la Defensa Nacional y Marina Armada de México, los resultados hasta el momento habrían sido mínimos.

De sumar a la policía privada representan unas 3,000 empresas de seguridad, municipal y estatal, pero aclaró que, lamentablemente, sólo 300 de ellas se encuentran certificadas, eso permitiría contar con suficientes elementos para la tarea de seguridad que pretende desplegar el próximo gobierno.

Unos 100,000 policías bien pagados, certificados y capacitados harían una mejor labor que los 400,000 que actualmente se calcula hay en todo el país y bajo un mando único, con un jefe de extracción militar, se podría ejercer control y prevención sobre las situaciones de violencia, concluyó.

MORERA

GENDARMERÍA CON APOYO CIUDADANO SI REDUCE DELITOS DE ALTO IMPACTO

La sociedad civil, que ha sido la más agraviada por la delincuencia común y organizada, estará de acuerdo en que sea creada la gendarmería nacional, siempre y cuando se comprometa el nuevo gobierno en que los delitos de alto impacto disminuirán sensiblemente en comparación a los últimos 12 años, aseguró María Elena Morera.

La activista social comentó a El Economista que conoce la evaluación de la gendarmería nacional, que sería un grupo especial de militares dedicados a enfrentar al crimen organizado y grupos delictivos del fuero común en sitios donde se han asentado en los últimos años. Hay que tener cuidado porque el mando debe quedar en manos de un civil, aunque los elementos sean de origen castrense, ya sea de las secretarías de la Sedena o Semar.

rtorres@eleconomista.com.mx