El presidente Enrique Peña Nieto llamó a mantener la confianza que México proyecta hacia dentro y fuera del país a fin de garantizar la generación de empleo, cuya cifra en lo que va de su mandato ya suma 3.6 millones de nuevas plazas y aseguró que llegará a 4 millones al finalizar su sexenio.

“Los mexicanos tenemos que asegurarnos de mantener esta confianza que con tanto esfuerzo hemos construido a lo largo de muchas décadas”.

En su alocución durante el acto conmemorativo por el Día Internacional del Trabajo, el titular del Ejecutivo federal pidió no olvidar que el mayor activo para generar empleos es la confianza.

“Es una confianza basada en nuestra convicción de ser una economía abierta, que quiere y puede competir en el mundo. Es una confianza que no genera dudas, ni temores a los inversionistas. Es una confianza que se traduce en el respeto a la propiedad privada, y a los activos que son el patrimonio esencial de toda empresa”.

Frente a empresarios y líderes sindicales, hizo un reconocimiento a todas las empresas que han invertido.

“Quiero agradecer el voto de confianza que le han dado a México y la satisfacción que le brindan a millones de familias al crear fuentes de empleo, que generan bienestar y que generan riqueza”.

Peña Nieto se jactó de que la política laboral implementada en su gobierno “se tradujo en el aumento significativo del poder adquisitivo del salario, la reducción de la informalidad y una paz laboral sin precedentes”.

“A todas, a todos los trabajadores, empresarios y servidores públicos expreso mi reconocimiento este 1 de mayo, por sus contribuciones al desarrollo y al bienestar de México”.

Para mantener el ambiente que promueva la generación de empleos, mejores salarios y la protección de sus derechos, expresó, los trabajadores contarán, invariablemente, con el firme respaldo de su gobierno.

Juan Pablo Castañón, presidente del Consejo Coordinador Empresarial, afirmó que “México no puede retroceder”, ni se puede construir el “futuro viendo por el espejo retrovisor.

“Pongamos manos a la obra para que nuestro país siga cambiando para bien, hacia adelante, a la prosperidad que nos da el estar unidos”, convocó.

“No podemos caer en discursos que llaman a la división o nos regresan a una falsa lucha entre empresarios y trabajadores. El futuro no se construye en una competencia entre buenos y malos; se construye unidos y con una visión moderna del país”.

Para Carlos Aceves del Olmo, presidente del Congreso del Trabajo y secretario general de la Confederación de Trabajadores de México, la reforma laboral pendiente saldrá en su momento.

“Sé que preocupa mucho al gobierno y a algunas personas en especial lo de la reforma pendiente. Los tiempos casi se han pasado, pero no todos los tiempos. Inmediatamente (después) de que termine este sexenio, viene otro. Y estoy seguro que, como será priista, volveremos a tomar en nuestras manos la aprobación de esas leyes que están pendientes”.