El presidente Enrique Peña Nieto pidió un minuto de silencio por las víctimas de la explosión registrada este martes en el Mercado San Pablito, en Tultepec, Estado de México.

Durante la ceremonia de entrega de un hospital en Tlaxcala expresó su solidaridad con las familias que perdieron a un ser querido en el estallido que hasta ahora provocó 32 personas fallecidas, y otro número importante de heridos que permanecen hospitalizados.

Comentó que un número importante de lesionados está internado en diferentes hospitales del sector salud.

El presidente de la República indicó que a propósito de ese acontecimiento instruyó al secretario de Salud federal, José Narro Robles, para que se atendiera de inmediato a todos los lesionados y que fueran atendidos en hospitales tanto del Instituto Mexicano del Seguro Social como de la Secretaría de Salud.

Mencionó que las cifras serán actualizadas por las autoridades del Estado de México y que hasta el momento hay más de 40 personas internadas en diferentes nosocomios, donde reciben la atención médica que requieren junto con sus familiares.

erp