La Secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, consideró que un parlamento abierto es la forma más positiva de tratar la propuesta presidencial sobre la eliminación del outsourcing.

La funcionaria, en representación del presidente Andrés Manuel López Obrador, añadió que la capacidad de interlocución entre trabajadores y empresas es muy importante para este tema.

"Creo que el hecho de abrirse a Parlamento Abierto es lo mejor que puede hacer un Congreso para avanzar en la construcción normativa, teniendo todas las voces y así podemos avanzar mejor y tener los impactos positivos tanto para los trabajadores, tanto para los sindicatos que lo representan como también para el sector empresarial. Los acuerdos son importantísimos en estas construcciones normativas", expresó desde Palacio Nacional.

En tanto, la secretaria de Gobernación insistió que la reforma que busca prohibir el outsourcing avanzará escuchando a todas las voces, incluidos el sector empresarial, como las organizaciones obreras, investigadores y académicos.

Finalmente, Sánchez Cordero recordó que la práctica del Parlamento Abierto ya fue utilizada con anterioridad durante este gobierno, al tiempo que resaltó su eficacia.

Fue apenas el 6 de enero de este año cuando el presidente Andrés Manuel López Obrador aseveró que la eliminación outsourcing iba en serio, ello debido a que las empresas no reaccionaron a los acuerdos y llamados del pasado, provocando que dicha práctica continuara durante el mes de diciembre de 2020.

Además de advertir que sería el primer trimestre de este año cuando se envíe la iniciativa sobre el tema, ello pese a que en diciembre de 2020 había acordado, junto con el sector empresarial, enviar una iniciativa para regular la subcontratación de personal en México.

Dicho acuerdo tripartita, planteaba realizar un proceso de consulta en el próximo periodo ordinario de sesiones del Congreso y así presentar una nueva iniciativa preferente para regular el outsourcing y reparto de utilidades.