Toluca. El combate al flujo de armas y lavado de dinero, son compromisos que asumieron los gobiernos de México, Estados Unidos y Canadá, durante la séptima Cumbre de Líderes de América del Norte.

En un mensaje conjunto, al concluir los trabajos en esta capital, el presidente estadounidense Barack Obama se comprometió a continuar con los esfuerzos internos para detener el tráfico ilegal de armas y dinero hacia los países del sur del continente. Habló de esfuerzos sin precedente en ello.

La consecución del potencial de la región de América del Norte implica enfrentar a los narcotraficantes y a los delincuentes, expresó Barack Obama, quien se comprometió a continuar con el apoyo en contra de las amenazas del narcotráfico y reconoció que su país requiere seguir con los esfuerzos para la reducción de la demanda de estupefacientes.

Entre las naciones norteamericanas se buscará reforzar las medidas para evitar el lavado y los flujos de dinero ilícitos, explicó a su vez el presidente Enrique Peña Nieto. Ello implica el intercambio de información entre autoridades de procuración de justicia y una mayor integración de los sistemas financieros, según los acuerdos.

Conforme a la declaración conjunta, cada nación deberá elevar sus prioridades para enfrentar los retos que representa el crimen organizado entre países. Como vecinos cada vez más integrados, reconocemos la necesidad de colaborar eficazmente para luchar en contra de las amenazas globales, como son el terrorismo internacional, y para proteger nuestra infraestructura vital compartida , dicta el documento de compromisos.

Asimismo, se buscarán nuevas áreas de cooperación para la lucha en contra el tráfico de drogas, armas y otros comercios ilícitos, de acuerdo con las leyes y constituciones de cada nación.

Con el fin de luchar en contra del blanqueo de dinero y el intercambio financiero ilícito, al mismo tiempo que se garantiza la conexión eficaz entre sistemas, las autoridades de los tres países mejorarán su diálogo en la regulación y supervisión del sector financiero.

Además, las naciones buscarán que en el 2014 se facilite el movimiento de personas al interior de la región, con el reconocimiento mutuo de los programas existentes en la región, entre ellos el denominado Viajero Confiable.

Acordamos facilitar el tránsito de personas y con ello armonizar los programas de viajeros confiables que los tres países tenemos, en el propósito de que todo visitante que esté inscrito en el programa de Viajero Confiable de alguno de los tres países sea confiable en toda la región , detalló el mandatario Enrique Peña Nieto.

Además, el jefe del Ejecutivo anunció que durante la Cumbre se revisó la agenda de seguridad y en ella se acordó mantener un diálogo estratégico de coordinación y cooperación para hacerle frente a un tema común, la seguridad, y de manera señalada en la franja fronteriza con Estados Unidos.

Por otro lado, durante una reunión bilateral sostenida con su homólogo de México en el marco de la Cumbre, Barack Obama manifestó su interés de escuchar de parte del mandatario Peña Nieto las estrategias que se deben aplicar, derivadas de las reformas alcanzadas en México en materia de seguridad y de justicia penal.

Algunos acuerdos

  • Se reforzará el intercambio efectivo de información y la coordinación entre autoridades de procuración de justicia de las tres naciones.
  • Se actuará ante retos trasnacionales como el tráfico de drogas, armas y otro tipo de mercado ilícito, como precursores químicos y mercancía apócrifa.
  • Se ampliará el diálogo para hacer frente al lavado de dinero.
  • Se trabajará para mejorar los servicios que se brindan a las víctimas del delito de trata de personas.
  • Trabajarán para que la interacción con otros socios contribuya a fortalecer la región, incluido el Acuerdo de Asociación Transpacífico.
  • Se armonizarán los requisitos de información aduanera.
  • Este año se reunirán los ministros de Energía para analizar oportunidades de colaboración.
  • Se promoverá el diálogo entre los países sobre el desarrollo de corredores logísticos, clústeres y desarrollo regional.
  • Se promoverá el intercambio académico y la movilidad estudiantil.
  • Se reforzará la colaboración en la búsqueda de un acuerdo global ambicioso e incluyente, así como en la promoción de la reducción de la producción y el consumo de hidrofluorocarbonos.
  • La próxima cumbre se celebrará en Canadá en el 2015.