Del 2010 al 2015, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) inició 1,453 averiguaciones o carpetas de investigación en las que figuran adolescentes extranjeros como víctimas.

El titular de la CNDH, Luis Raúl González Pérez, dijo que 509 denuncias se captaron en Sonora, 454 en Chiapas y 188 en Baja California.

Durante la presentación del informe sobre la problemática de niñas, niños y adolescentes centroamericanos migrantes, añadió que en ese mismo periodo se integraron 740 actas circunstanciadas por delitos cometidos contra adolescentes extranjeros, de las cuales 382 fueron en Chiapas y 350 en Sonora.

Explicó que la CNDH perma-nentemente hace visitas a todas las estaciones migratorias del país, y ahí se capturan las quejas, la mayoría tiene que ver con extorsión, asaltos, delitos relacionados con el crimen organizado y maltrato por parte del personal de Migración.

Después de que la institución conoce la violación a los derechos humanos, se orienta a la víctima para que ponga la denuncia penal que corresponda o se trata de resolver el asunto con el órgano de control interno en la estación migratoria, añadió.

Respaldado por el quinto visitador general de la CNDH, Edgar Corzo, el ombudsman expuso que los migrantes no están lo suficientemente informados sobre sus derechos en México.

Lo anterior origina que los migrantes no llenen su solicitud de refugiados ante casos en los que su repatriación pudiera representar un riesgo a su integridad.

México tiene que dar una cara humanitaria al problema de la migración (...) Ésta se sigue dando, esto es como la porosidad cuando se transmite el agua , declaró.

Añadió que el trato que se pide a Estados Unidos para los migrantes mexicanos se debe de dar en México hacia los migrantes de otros países. Por ello recomendó que las autoridades mexicanas replanteen su estrategia de políticas públicas con países como El Salvador, Guatemala y Honduras, pero también con Estados Unidos, ya que la migración compete a los países desde los que migran las personas, a los de tránsito y a los de destino.

Recordó que los flujos migratorios aumentan sobre todo porque las personas huyen de conflictos bélicos, violencia social, grupos delincuenciales, pobreza, o en busca de un lugar de residencia que les permita tener una mejor expectativa de vida.

[email protected]