En 2019, el Instituto Nacional de Migración (INM) pagó 2.3 millones de pesos a la empresa Score México por alimentos que no recibió, por lo que tuvo que adquirirlos en cafeterías y restaurantes, de acuerdo con la Auditoría Superior de la Federación (ASF).

En su tercera entrega de fiscalización a la Cuenta Pública 2019, la Auditoría emitió pliego de observación por este hecho en el que se presume un probable daño a la hacienda pública federal por un monto de 2 millones 379,522 pesos.

En la auditoría 2019-5-04K00-19-0010-2020 se establece que los contratos suscritos con la empresa Escore México, S.A. de C.V., el INM proporcionó comandas diferentes a los de esa compañía, por lo que se mostró que no entregó los alimentos pagados.

Las comandas exhibidas por el INM fueron expedidas por otras empresas de alimentos, por ejemplo, una persona física en Sonora; de la Cafetería Lia´s Cake, en Yucatán; Mr. Loro, en Puebla; Café Bersa en Michoacán; y Comedores y Servicios Integrales JM, en Chihuahua.

Se presume un probable daño o perjuicio, o ambos, a la hacienda pública federal por un monto de 2,379,522.08 pesos (dos millones trescientos setenta y nueve mil quinientos veintidós pesos), por corresponder a pagos injustificados de los contratos números CS/INM/003/2019, CS/INM/015/2019, CS/INM/021/2019 y sus convenios modificatorios, suscritos con la empresa Escore México, S.A. de C.V., toda vez que las comandas presentadas como entregables para el pago de los servicios prestados fueron expedidas por empresas distintas de la contratada”, mencionó la ASF.

La Auditoría atribuyó esta situación a que los administradores del contrato, por parte del INM, no revisaron los documentos que forman parte de los requisitos para el pago de los servicios prestados como es el caso de las comandas que son parte integrante de los entregables, y de no tener controles de los registros de los pagos de los contratos.

jorge.monroy@eleconomista.mx