Jaime Rodríguez, el Bronco, quien obtuvo entre 5.3 y 5.5% de los votos totales, de acuerdo con los resultados preliminares del Instituto Nacional Electoral, pidió a Andrés Manuel López Obrador que cumpla sus promesas.

“Espero que haga todo el esfuerzo por sacar al país adelante y cumpla. De nuestra parte, tendrá la colaboración de Nuevo León”, declaró.

Destacó que fue el pueblo quien decidió y aunque “prefirieron seguir con la pata en el pescuezo, respeto su decisión. Yo seguiré impulsando al estado y a México para que tenga mejores condiciones”.

Añadió sentirse satisfecho con lo logrado, ya que hizo mucho con una campaña austera a partir de redes sociales. Fue una experiencia extraordinaria que le ayudará a seguir mejorando, porque aunque tuvo una propuesta que no gustó a los mexicanos, logró que México fuera más reconocido, sobre todo porque es el primer candidato y gobernador independiente del país.

El Bronco volvió a trabajar como gobernador de Nuevo León desde las 8 de la mañana de este lunes y dijo que lo primero es recuperar la confianza de los ciudadanos a través de trabajo y esfuerzo.

Dijo que no quitará el ojo a Andrés Manuel y que le mostrará su apoyo, aunque no esté de acuerdo con algunas propuestas.

“Le ayudaré en lo que pueda para sacar adelante a México, pero sin ser un gobernador palero o sumiso, sino uno que defienda los intereses de Nuevo León”.

A la par, tendrá un adecuado trabajo de coordinación y comunicación con el equipo del nuevo presidente y buscará proponerle algunas estrategias como la pena de muerte y el reparto más equitativo a los estados y municipios.