La PGR informó que evitó que tres implicados en los atentados con bomba del 15 de septiembre del 2008 en Morelia, Michoacán, quienes habían acusado ser víctimas de tortura, fueran liberados.

La dependencia precisó que obtuvo la orden de reaprehensión en contra de las tres personas, debido a que se cumplió del Protocolo de Estambul.

El director de Procesos y Amparos de la Subprocuraduría Especializada en Investigación en Delincuencia Organizada (Seido), Francisco Trejo Antonio, aseguró que el fallo del juez sexto de Distrito de Procesos Penales Federales en el estado de Jalisco sentó precedente, en virtud de que no se acreditaron daños físicos ni psicológicos contra los tres implicados.

Con la resolución, los criminales ya no podrán ser liberados por supuestas violaciones al debido proceso o por denuncias de tortura.

Cabe destacar que en mayo del 2015, el juzgador había decretado la libertad absolutoria debido a que supuestamente se vulneraron los principios de inocencia y el debido proceso.

Cabe referir que actualmente la Procuraduría General de la República (PGR) ofrece una recompensa de 1.5 millones de pesos para quien proporcione información que lleve a la reaprehensión de los tres presuntos delincuentes.

Se trata de Julio César Mondragón Mendoza alias César o Tierra Caliente; Juan Carlos Castro Galeana, alias el Grande, y Alfredo Rosas Elicea alias el Socio, como probables responsables de los delitos de homicidio agravado, lesiones calificadas, portación de granadas, por lo que el 18 de noviembre del 2015, el juez sexto de Distrito de Procesos Penales Federales en el estado de Jalisco, libró orden de reaprehensión.

La PGR los señala como autores materiales de los hechos ocurridos el 15 de septiembre del 2008, cuando fallecieron siete personas y 108 fueron lesionadas por la explosión de una granada de fragmentación en la Plaza Melchor Ocampo y otra más en la esquina de Madero Poniente y Andrés Quintana Roo, de la ciudad de Morelia, Michoacán.

[email protected]