A pesar de que nuestro país cuenta con gran capacidad de generación de biogás, pues se producen 100,000 toneladas de basura diarias y 82,000 litros por segundo de aguas residuales, sólo se aprovecha 2.4% del potencial que ofrecen los rellenos sanitarios.

De acuerdo con Alejandra Castro González, del Departamento de Sistemas Energéticos de la Facultad de Ingeniería de la UNAM, los residuos forestales, agropecuarios, industriales, animales y humanos son fuente inagotable de biogás.

Tenemos potencial para producir, aproximadamente, 400 megawatts con 100,000 toneladas de basura diarias. Eso es lo que se genera de desperdicio en la República Mexicana, que no se aprovecha , precisó la académica a través de un comunicado.

Explicó que de una tonelada de materia orgánica pueden obtenerse de 120 a 300 metros cúbicos de metano, compuesto en 60 u 80% de biogás. Incluso, las personas generan su propio biogás.

Castro González mencionó que la degradación anaerobia se puede realizar tanto de los desechos líquidos, como de los sólidos. En los primeros, hay un gran potencial en México, pues se generan 82,000 litros por segundo de aguas residuales que pueden ser tratadas mediante este sistema y producir biogás para ser utilizado como energía térmica (gas doméstico) o eléctrica.

El rector anaerobio, dijo, puede conseguirse de fuentes variadas, principalmente de origen natural. Los reactores fueron creados al imitar el proceso que ocurre en la naturaleza; los inventores los tomaron y replicaron en el laboratorio para simular lo que sucede naturalmente.

Por ejemplo, el cerdo y los pantanos cuentan con un sistema de degradación anaerobia habitual, motivados por un consorcio microbiano que son los alimentos de las siguientes bacterias, y así sucesivamente, hasta la producción del metano como elemento final .

Precisó que en nuestro país existen 5 millones de granjas y más de 18 millones de cerdos que podrían ser integrados a mecanismos de desarrollo limpio y generación del compuesto.

[email protected]m.mx