En la primera parte abordé la importancia del consumo de brócoli por sus propiedades nutricionales y beneficios que aporta a la salud , de igual manera señalé que China es el principal productor de esta hortaliza en todo el mundo. México ocupa el quinto lugar y Guanajuato está en el primer lugar en producción nacional, y 70% de la producción se destina al mercado de exportación

Estados Unidos consume principalmente brócoli congelado; 75% de las exportaciones se van en esta presentación y 25% en fresco.

La industria de hortalizas congeladas constituye un sector dinámico, cuyos productos, considerados no-tradicionales, se destinan fundamentalmente a la exportación. El proceso agroindustrial demanda fruto congelado enfocado a satisfacer el consumo de alimentos de fácil preparación, procesado o venta en tiendas de autoservicios o restaurantes.

Un buen proceso agroindustrial de productos como el brócoli requiere iniciar desde la producción en campo, aplicar prácticas de conservación de suelo y agua, inocuidad, certificaciones, insumos de calidad, control de plagas, enfermedades, malezas, hasta la cosecha. La cosecha se debe realizar por la mañana para evitar deshidratación de la hortaliza, mantener condiciones de alta humedad y bajas temperaturas. El fruto se coloca en cajones con el debido cuidado que evite daños físicos, procurando enfriar antes de almacenar para permitirle mayor vida de anaquel.

Cuando la hortaliza llega a la agroindustria se verifica su calidad, se realizan pruebas de laboratorio, se revisa el tamaño, presencia de plagas o enfermedades, se introduce a las cámaras de frío, para después enviarlo a las áreas de preparación o recorte de acuerdo con las especificaciones requeridas. Posteriormente se lleva a lavado y desinfectado, y pasa a un proceso de precocido; o bien puede someterse a congelamiento rápido y de forma individual, sistemas IQF, o congelamiento por bloque, para lo cual el producto precocido pasa a la llamada línea de wet-pack, donde es “seleccionado y empacado” para consumo. Una vez concluida esta etapa, el brócoli es almacenado en cámaras frías, para ser transportado.

En Guanajuato las plantas agroindustriales se concentran en San Francisco del Rincón, Irapuato, Salamanca, Celaya, Cortazar, Villagrán, Valle de Santiago, San Miguel de Allende, San Luis de la Paz, Doctor Mora y San Felipe. En agroindustrias se incluyen empacadoras y congeladoras, en su mayoría privadas.

Para elevar la competitividad de las empresas y productores, instituciones de la banca de desarrollo contribuyen a mejorar los aspectos tecnológicos y de integración a las cadenas de valor, a través de canalizar servicios financieros y de apoyos a la actividad primaria, a la comercialización, a la agroindustria, con la participación de los intermediarios financieros.

*Especialista de Promoción en la Residencia Estatal de FIRA en León, Gto. “La opinión aquí expresada es del autor y no necesariamente coincide con el punto de vista oficial de FIRA”.

[email protected]