Ni chilango ni cordobés, Carlos Ahumada Kurtz ha sufrido una metamorfosis física en su exilio en la pampa argentina. A punto de cumplir 56 años ya no luce la barba circular, está canoso y presenta una alopecia difusa.

En lo deportivo, en cambio, mantuvo sus gustos inalterados: el Sportivo Estudiantes de San Luis usa una casaca rayada, como el Santos de Torreón-Laguna, el último equipo de futbol que adquirió en México y que fue intervenido por la extinta PGR para después ser entregado a Grupo Modelo.

Aquí y allá, Ahumada Kurtz ha vestido casacas albiverdes, como directivo del futbol profesional. Y también ha sido recurrente en su cobro de favores a la clase. Y en el uso de los medios —ya sean correos electrónicos escandalosos o videos subrepticios— para presionarlos.

Aprehendido el pasado viernes 16 en el Aeroparque Jorge Newbery, el empresario argentino-mexicano había volado de Tucumán a Buenos Aires. Los agentes de Interpol le decomisaron 100,000 dólares en efectivo y su Rolex Explorer II antes de presentarlo ante el juez federal Sebastián Ramos que deberá resolver sobre la petición de extradición, por parte de la fiscalía mexicana.

Su captura estuvo precedida por un largo historial de escándalos en Argentina y México, y de vínculos con importantes figuras de ambos países, como el exjefe del gabinete kirchnerista Aníbal Fernández o el extitular de la Federación Argentina de Futbol Julio Grondona, y la exsecretaria de Desarrollo Social Rosario Robles. Incluso fue denunciado por supuestos vínculos con grupos criminales dedicados al tráfico de efedrina en Argentina.

Ahumada Kurtz regresó a su país natal en el 2007, luego de pasar casi tres años en el Reclusorio Norte por los videoescándalos. Y se dedicó a los negocios del futbol. La prensa bonaerense alimentó el mito, dada su alta exposición: que si regresó en un jet, antigua propiedad de John Kennedy Jr; que si la ex-Miss Mundo Evelyn Manchón era su nueva novia, o que si era vecino de los fraccionamientos más lujosos...

Viajero frecuente, entre la capital argentina y San Luis, pudo retomar su pasión por el futbol luego de adquirir la mayoría de las acciones de la empresa Ateliers SA, que tres años antes había tomado el control del Talleres, de Córdoba. Ahumada Kurtz se convertiría en gerente de ese club, entonces inscrito en la Primera B Nacional y después del Juventud Unida Universitario, con la firma de un contrato por 10 años, prorrogable por otro lapso de la misma extensión, que terminó abruptamente por una demanda.

Ahumada Kurtz había conocido al entonces ministro de Justicia, Aníbal Fernández gracias a José Carlos García, quien se ostentó como coordinador de asesores del funcionario argentino, quien había sido directivo del Quilmes. A mediados del 2009 entregó 100,000 dólares a García para adquirir los derechos de los contratos del delantero Fernando Pagés, sobrino de Fernández. A cambio, nada recibió.

El colaborador del ministro nunca volvió a contestarle el teléfono ni el Nextel. Ahumada le envió un centenar de mensajes electrónicos antes de hacer pública la historia.

Su empresa era Promotora Deportiva SA y perdió los derechos para manejar a esa escuadra en agosto del 2011. Y apenas tres meses después, volcó sus intenciones al Estudiantes, de la mano del empresario Bartolomé Abdala, quien lo hizo presidente del club, afiliado a la Liga Sanluiseña. Ambos contaban con el respaldo del entonces presidente de la AFA Julio Grondona.

El equipo de Ahumada logró ascensos a las categorías inmediatas, en tres años consecutivos. Una investigación por lavado de dinero y evasión de impuestos que involucró a los principales directivos de la AFA expuso un audio, con indicaciones de Grondona al entonces presidente del Consejo Federal Gustavo Ceresa, para cuidar al Estudiantes de San Luis, en la designación de los árbitros.

En el 2016, Estudiantes seguía en la liga B Nacional, y Ahumada presentó su renuncia “irrevocable” como presidente del club. ¿Motivo? La “campaña sistemática de hostigamiento” emprendida en su contra por el gobernador provincial Alberto Rodríguez Saá, después de que incumpliera con la construcción de un nuevo estadio.

Poco después, Ahumada Kurtz hizo público su último emprendimiento, las energías renovables. Su empresa Promotora de Energía Solar, PESSA, sería la proveedora de los paneles que se desplegarían en un parque fotovoltaico de 50 hectáreas —“el más grande de Argentina”— a erigirse en el municipio La Punta. Y luego se asociaría con la representación local de la firma francesa Total Eren para articular una central generadora de energía limpia, que denominó Cerros del Sol.

De importador de paneles solares, a presidente de la Cámara Argentina de Energía Solar.

En agosto del año pasado, Ahumada se refugió en la Costa Atlántica argentina para iniciar la redacción de la segunda parte de Derecho de Réplica, el libro que escribiría para dar su versión sobre el financiamiento que otorgó a funcionarios de GDF y líderes perredistas y las represalias en su contra por ese hecho.

EFECTOS SECUNDARIOS

URGENCIAS. Unos son combinados con echinacea, otros con melatonina y camomila. Los frascos de CBD elaborados por la firma Eternal spirit beauty para “ayudar a reducir el estrés y mejorar el ánimo” podían adquirirse sin ninguna restricción por e-commerce y ahora mismo proliferan sus distribuidores en México: 1,200 pesos, la dosis de 10 mililitros, más gastos de envío, que puede ordenarse con tan sólo un mensaje de WhatsApp. A más tardar en 180 días deberá entrar en vigor la normatividad que regulará el uso del cannabis para propósitos terapéuticos en México, por disposición de los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, lo que complica aún más el panorama de la Comisión Federal para la Protección de Riesgos Sanitarios, una de las instancias más flojas de la Cuarta Transformación, con más de 80,000 trámites en lista de espera, de los cuales más de 14,000 corresponden a permisos tramitados por la rama farmacéutica. El mandamiento del máximo tribunal del país servirá como acicate para el organismo regulador, que deberá frenar este comercio abusivo e ilegal.

Alberto Aguirre

Periodista

Signos vitales

Periodista y columnista de El Economista, autor de Doña Perpetua: el poder y la opulencia de Elba Esther Gordillo. Elba Esther Gordillo contra la SEP.