Ayer expusimos generalidades de la ganadería y el esquema de financiamiento ganadero en el estado de Yucatán. Sin embargo, otro estado en el sureste de México que destaca en la actividad ganadera es Campeche, que cuenta con un hato aproximado de 659,000 cabezas y un valor de producción de 1,025 millones de pesos, ubicándose en el lugar número 25 a nivel nacional y el segundo dentro de la península. (SIAP 2017)

Esta actividad se desarrolla en el sur del estado y ocupa el segundo lugar del PIB agropecuario, sólo después de la producción de granos básicos. En Campeche, existen 11,000 productores dedicados a la producción de cría y comercializan 60,000 becerros anuales con empresas del norte del país.

Entre las que están contribuyendo al fortalecimiento de esta actividad mediante el otorgamiento de financiamiento acorde a las necesidades de los productores está FIRA, que apoya a los productores ganaderos a realizar inversiones tales como: adquisición de vientres, infraestructura, maquinaria y equipo, que permitan realizar sus actividades con mayor eficiencia y a la vez modernizar sus unidades.

En Campeche, FIRA ha otorgado del 2013 al 2018 financiamiento para la adquisición de 8,500 vientres a fin de contribuir a incrementar el hato ganadero del estado y, acorde con las necesidades de los productores, se ha logrado ampliar los conceptos autorizados por parte de los intermediarios financieros para atender de manera integral a este sector.

Dada la magnitud de la actividad ganadera con relación al número de productores, se ha incentivado la participación de empresas parafinancieras, para atenderla de manera eficiente, lo que ha permitido masificar y facilitar el acceso al crédito de tal manera que se ha incrementado de forma importante el número de ganaderos apoyados, pasando de cinco productores en el 2013 a 1,134 en el 2018.

En este esquema los niveles de cartera vencida son nulos, lo que se explica en buena medida por la implementación de esquemas de administración de riesgos que incluyen una adecuada selección de los acreditados, asesoría técnica en campo, seguimiento de la correcta aplicación de las inversiones, administración de la cartera con apoyo de software especializado, utilización de seguro ganadero, así como un convenio de colaboración con el SINIIGA, para que, en el caso de los créditos por concepto de adquisición de ganado, los aretes que se ponen al ganado para su monitoreo e identificación sean bloqueados para evitar que se comercialicen antes de que concluya el crédito.

Adicionalmente, es importante señalar que actualmente se cuenta con un Centro de Acopio en el municipio de Campeche y otro en construcción en el municipio de Escárcega, en los cuales se tiene considerado concentrar la oferta de ganado para poder negociar mejores condiciones con los compradores del norte del país y realizar las retenciones para el pago de los créditos, incrementando la confianza de los intermediarios financieros al asegurar la recuperación de los préstamos.

El siguiente paso será concretar un Programa de Desarrollo de Proveedores para cerrar el ciclo de producción y comercialización segura que garantice mejores condiciones y ventajas para los productores ganaderos.

* Roberto Carlos Pozo Enríquez y Bernaldino Perdomo Gregorio, son Agentes de FIRA en las Oficinas de Valladolid, Yucatán y Escárcega, Campeche y sus correos son:

[email protected]

[email protected]