La industria del cultivo de camarón en México requiere, además de mejoras en el aspecto productivo, incrementar en lo posible el número de ciclos de cultivo pasando de uno a dos o tres ciclos anuales en donde las condiciones climáticas lo permitan.

Se debe incorporar, asimismo, una adecuada planeación y logística de cosechas de los estanques para mantener la calidad del producto, al igual que la operación de las plantas de procesamiento y de valor agregado para ofertar los productos en las presentaciones que los diversos mercados demandan, camarón sin cabeza con cáscara congelado, camarón con cabeza congelado, camarón cocido y presentaciones de valor agregado listos para servirse, diversificar mercados en la Unión Europea, sin desatender los mercados actuales en Estados Unidos y en el mercado interno.

Todo esto, siguiendo las nuevas reglas de los negociosos en materia de sustentabilidad, cuidado ambiental y responsabilidad social, considerando la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible y los Objetivos de Desarrollo Sostenible de conservar y utilizar en forma razonable los océanos, los mares y los recursos marinos y la 21ª Conferencia de las Partes del Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático.

Habrá que enfrentar nuevos retos y oportunidades, en un mercado en donde antes sólo participaban Estados Unidos y la Unión Europea, ahora se suma China, quien pasó de ser una país exportador a importador de camarón y en donde nuevos jugadores en el contexto mundial aparecen, como es el caso de India, que se estima alcance las 500,000 toneladas de producción, país asiático que también aumentó sus exportaciones a los Estados Unidos 42% en el acumulado a septiembre del 2017 con 151,000 toneladas.

Por su parte, las exportaciones de camarón de México a Estados Unidos, acumuladas a septiembre del 2017, considerando datos del Departamento de Comercio de Estados Unidos, ascendieron a 12,202 toneladas, cifra inferior en 14.1% con respecto a las 14,204 toneladas registradas en septiembre del 2016.

Por su valor económico a septiembre del 2017 se exportaron 149.4 millones de dólares, esto es, 5.3% menor a los 157.8 millones de dólares de septiembre del 2016. Se observa un aumento en el precio implícito promedio de las exportaciones del camarón mexicano de 10.2 por ciento.

La industria del cultivo de camarón en México requiere continuar su crecimiento para aprovechar las oportunidades de la demanda del mercado, y desde el punto de vista financiero, se hace necesario usar todas las herramientas financieras disponibles, con mecanismos de dispersión de riesgos, créditos para proveedores de insumos y alimento, capital de trabajo para el cultivo, apoyos para el procesamiento, valor agregado y logística, pignoración, comercialización y factoraje.

Para fortalecer la competitivas de las empresas, FIRA como parte de la Banca de Desarrollo de la SHCP, continuará impulsándola a través de sus productos y servicios financieros y tecnológicos para fomentar su crecimiento y desarrollo sostenible.

*Martín Téllez Castañeda es especialista de la Subdirección de Pesca, Forestal y Medio Ambiente en FIRA. La opinión aquí expresada es del autor y no necesariamente coincide con el punto de vista oficial de FIRA.