Viene una terrorífica pesadilla para millones de ahorristas en la banca en México.

El peor de los escenarios que previeron y quisieron evitar los bancos está por hacerse realidad.

La crisis de iliquidez que provocó la parálisis por el Covid-19 se convertirá en una crisis de solvencia.

El fantasma de la morosidad ronda a los bancos mexicanos.

El escenario catastrófico se cumplirá para el próximo mes de septiembre.

Para ese momento estarán en morosidad o incumplimiento 9.8 millones de créditos de consumo y empresariales.

La cartera morosa será de 1.25 billones de pesos.

Es decir el 25% de la cartera total de las tarjetas de crédito, créditos personales, nómina, empresarial, hipotecario y automotriz.

Alrededor de 7 millones de personas enfrentará problemas de pago.

Es la proyección que realiza Mario Di Constanzo con base en las cifras que han publicado hasta ahora la Asociación de Bancos de México (ABM), presidida por Luis Niño de Rivera y la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) encabezada por Juan Pablo Graf Noriega. El programa de diferimiento con el que los bancos buscaron apoyar a sus cuentahabientes sí ayudó a miles de personas, pero al mismo tiempo hizo que su deuda se acumulara y creciera.

En consecuencia, empresas y personas tendrán que hacer pagos más altos, al concluír este mes, la vigencia del programa de diferimiento.

Los usuarios del crédito enfrentan un mayor endeudamiento por el “congelamiento” por cuatro meses de sus pagos y el consecuente descongelamiento de las mismas a partir del mes de agosto, con menores ingresos o sin ellos por el desempleo.

Las carteras “emproblemadas” se observarán en todos los rubros.

En tarjetas de crédito a partir de septiembre podría llegar a los 159,000 millones de pesos y a 3.6 millones de tarjetas de crédito con problemas de morosidad.

En crédito empresarial a partir de septiembre podría llegar a los 517,000 millones de pesos y a 3.6 millones de créditos con problemas de morosidad.

El crédito personal a partir de septiembre podría llegar a los 143,960 millones de pesos y a un millón de créditos personales con problemas de morosidad.

En el crédito nómina a partir de septiembre podría llegar a los 89,226 millones de pesos y a 866,000 créditos de nómina con problemas de morosidad.

La de crédito hipotecario a partir de septiembre podría llegar a 301,861 millones de pesos y a 296,000 créditos hipotecarios con problemas de morosidad.

Y en el renglón del crédito automotriz a partir de septiembre podría llegar a 41,341 millones de pesos y a 296,390 créditos automotrices con problemas de morosidad.

Es lo que viene. Veremos cómo se resuelve.

¿Qué hacemos con el gas?

El presidente Andrés Manuel López Obrador resumió en una pregunta el diagnóstico que tiene su gobierno en torno al gas natural.

¿Qué hacemos con el gas?, preguntó, durante la conferencia mañanera.

Acusó que en los gobiernos previos se hicieron buenos negocios para la iniciativa privada y malos para la Hacienda pública.

Dijo que se habían entregado contratos para la construcción de gasoductos para abastacer plantas termoeléctricas. Pero al final no se construyeron las plantas.

Ahora se tiene que resolver qué hacer con el gas. No se descarta —informó— licitar con empresas para que congelen el gas y lo vendan en Asia.

De acuerdo con los expertos en el tema de energía eléctrica y gas natural, el diagnóstico presidencial parte de una grave confusión.

México no tiene un excedente de gas natural. En cambio, sí tiene capacidad excedente de transportación del gas natural a través de los gasoductos que ha venido construyendo.

Por otra parte, IEnova planea invertir 2,300 millones de dólares en Baja California, para su planta de regasificación Energía Costa Azul (ECA), para almacenar, transportar, distribuir y licuar gas y exportarlo al mercado asiático por barco.

En días pasados, la empresa estadounidense Sempra Energy informó que negocia con el gobierno de México para obtener el visto bueno al permiso de exportaciones, por 20 años, de gas natural licuado de la terminal Energía Costa Azul.

Marco A. Mares

Periodista

Ricos y Poderosos

Ha trabajado ininterrumpidamente en periódicos, revistas, radio, televisión e internet, en los últimos 31 años se ha especializado en negocios, finanzas y economía. Es uno de los tres conductores del programa Alebrijes, Águila o Sol, programa especializado en temas económicos que se transmite por Foro TV.