El tercer trimestre fue especialmente favorable, en vista de que nuestros analistas calificaron como buenos y excelentes a 86% de los reportes corporativos en comparación, durante el primer y segundo trimestres, los índices fueron 66 y 82% respectivamente .

Sin embargo, el resultado electoral del 8 noviembre en EU modificó las expectativas económicas para México y aunque el efecto directo se percibió en las variables financieras como tipo de cambio, tasas de interés y valor del IPC, la confianza del consumidor es una variable que también se pone a prueba en estas circunstancias.

Los efectos de la Presidencia Trump (DJT) se percibirán de manera gradual sobre las variables financieras de las empresas públicas, aunque al cuarto trimestre ya se siente un efecto negativo en márgenes brutos de empresas que importan insumos y mercancías.

Es el caso de Kimberly Clark de México (Kimber), que logró un incremento en ingresos año con año (a/a) de 11%, compuesto de un incremento en precios de 8% y de un crecimiento en volumen de 3 por ciento. No obstante, la depreciación cambiaria contrajo su margen bruto, con lo que el EBITDA de esta empresa cayó en 2 por ciento. A pesar de lo anterior, KIMBER es una de las empresas más rentables en México y por eso nos sigue llamando la atención.

En contraste, la industria avícola se percibe como defensiva y aquí BACHOCO (COMPRA) mostró un resultado excepcional, con un incremento en ventas a/a de 22%, con lo que logró un avance de 80% en EBITDA. Este resultado fue producto de un importante aumento en precios en la división de productos avícolas. La depreciación de la moneda benefició sus operaciones en Estados Unidos al convertir a moneda nacional.

En el sector bancario, encontramos que GFNORTE reportó un aumento en cartera vigente de 13.6% a/a, con un índice de morosidad de 1.7 por ciento. El margen financiero aumentó un 15% a/a como resultado de una mejoría en la mezcla del portafolio y el beneficio derivado del incremento en tasas de interés.

En GFREGIO, la cartera vigente aumentó 17%, con un aumento en su margen financiero de 21 por ciento. De su cartera, 72% está ligado a la TIIE. GFREGIO está reduciendo su exposición a sectores vulnerables como desarrollo de infraestructura, entidades financieras no reguladas e instituciones de gobierno.

Aunque la industria manufacturera en México pudiera tener una afectación por los escarceos comerciales con la administración Trump, consideramos que FIBRAPL seguirá capitalizando su posición en la industria. Durante 2016-IV, sus ingresos crecieron 5.9% (en dólares), logrando un aumento en rentas.

El año pasado, los principales temas en los reportes corporativos fueron: (1) la depreciación de la moneda, (2) fortaleza relativa en el consumo, (3) buenos reportes de empresas financieras y (4) fortaleza en manufacturas.

Bajo nuestro escenario central en colaboraciones anteriores hemos detallado nuestros escenarios para este año la depreciación de la moneda seguirá afectando a las empresas importadoras y beneficiando a las exportadoras. El consumo se mantendrá relativamente sólido, al menos durante la primera mitad del año. Los márgenes de la actividad crediticia serán beneficiados por el incremento en tasas de interés, aunque la desaceleración de la economía tendrá un efecto adverso parcial sobre esta industria. La actividad manufacturera se desacelerará con motivo de los escarceos comerciales con la administración de DJT, pero la solidez de nuestra planta industrial y sus vínculos con la actividad manufacturera en EU nos permite pensar que durante este año encontraremos precios de entrada atractivos para invertir en empresas como NEMAK y RASSINI.

Los mercados financieros reaccionan cada vez con menos volatilidad a los aspavientos de DJT. Quizá descuentan que, aun derogando el TLC, México podrá seguir exportando a su vecino y anterior socio bajo las reglas de la OMC. A fin de cuentas, un arancel de 4% es insignificante en comparación con una depreciación de 40 por ciento. Sin embargo, no descartamos una confrontación comercial más seria que pueda ocasionar disrupciones temporales al comercio entre los dos países que provoque una recesión aunque de corto plazo en nuestro país.

*Héctor O. Romero es director general de Signum Research.

hector.romero@signumresearch.com