En la jornada de este viernes el petróleo mexicano de exportación registró una ganancia de 27 centavos de dólar respecto a la sesión de ayer, por lo que el barril se cotizó en 55.49 dólares, informó Petróleos Mexicanos (Pemex).

De acuerdo con Banco Base, las principales mezclas de petróleo cerraron la semana con pérdidas, donde el crudo WTI mostró una pérdida semanal de 2.70%, cotizando en 52.51 dólares por barril, mientras que el Brent se vendió en 62.06 dólares el tonel, luego de un retroceso semanal de 1.96 por ciento.

Las presiones a la baja para el precio del hidrocarburo fueron causadas por el incremento en el nerviosismo respecto del crecimiento económico global, ante las tensiones comerciales entre Estados Unidos y China.

La guerra comercial entre ambos países tiene el potencial de causar una desaceleración de la economía global, lo que además disminuiría la demanda por materias primas, factor que causó que en su reporte mensual, la OPEP ajustara a la baja su estimación de demanda mundial de crudo.

Lo anterior, aunado a la publicación del reporte semanal de la Administración de Información Energética (EIA), que mostró un fuerte incremento en la acumulación de inventarios, así como el nerviosismo del mercado porque todavía no sabe si la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y sus aliados continuarán limitando su capacidad de producción, más allá de junio de este año.

Ante este panorama, el crudo tipo West Texas Intermediate (WTI) ganó 23 centavos de dólar, para cotizar en 52.51 dólares el barril, en tanto que el Brent se ofertó en 62.01 dólares el tonel, con una ganancia de 0.70 centavos de dólar, de acuerdo con Bursamétrica.