El peso mexicano se depreció este martes ante el dólar estadounidense en una sesión de altibajos luego de que se dio a conocer la inflación de Estados Unidos durante agosto que subió menos de lo previsto, lo que disminuía expectativas de un pronto retiro del apoyo monetario de la Reserva Federal (Fed) a la mayor economía mundial.

La moneda mexicana operó momentáneamente en terreno positivo tras la divulgación de las cifras.

El tipo de cambio terminó la sesión de este 14 de septiembre en 19.9050 unidades contra el cierre oficial de 19.8830 unidades de ayer, con datos del Banco de México (Banxico). Esto significó una pérdida para el peso de 2.2 centavos o de -0.11 por ciento.

Durante la jornada, el tipo de cambio se mantuvo en un rango entre un máximo de 19.9230 unidades y un mínimo de 19.8850 unidades. 

 

El índice de precios al consumidor de Estados Unidos subió un 0.3% intermensual en agosto, por debajo de lo esperado por el mercado, dijo el Departamento de Trabajo. El dato de julio había mostrado una variación del 0.5 por ciento. Un sondeo de Reuters entre analistas había previsto que la cifra subiría un 0.4% en agosto.

"Los operadores consideran que con menores presiones en precios, la Fed no tendría prisa por anunciar un endurecimiento de su política monetaria e incluso un posible anuncio sobre el tapering (reducción de su programa de compra mensual de bonos) podría retrasarse hasta la reunión de noviembre próximo", dijo la firma local CI Banco en un reporte.

Con información de Reuters y Banco de México.

kg