El peso mexicano espera en terreno positivo por la firma de una primera fase para el acuerdo comercial entre China y Estados Unidos. La sesión previa a la fecha acordada para la firma del acuerdo, el tipo de cambio terminó las operaciones en un nivel de 18.7840 pesos por dólar, con datos del Banco de México (Banxico).

Comparado con el cierre de ayer, de 18.7970 unidades por billete verde, el registro ubica a la divisa mexicana con una ganancia de 1.30 centavos que equivale a una variación marginal de 0.06 por ciento. En su mejor momento de la sesión, el par bajó a 18.7774 unidades por dólar, mientras que su techo fue de 18.8713 pesos.

 

El peso revirtió sus pérdidas del lunes tras la publicación de un dato de precios al consumidor en Estados Unidos que le ayudó de forma indirecta. Con un ligero aumento en la inflación, el dato respalda la efectividad a la estrategia acomodaticia de la Reserva Federal (Fed), lo que es favorable para la moneda local.

 "El que la inflación [de Estados Unidos] continúe a la baja incrementa la probabilidad de que la política monetaria de la Fed permanezca acomodaticia. Eso es positivo para el peso debido a que las altas tasas de interés en México son atractivas por su diferencial con la bajas tasas estadounidenses", explicó Banco Base.

Antes de la esperada firma del acuerdo comercial preliminar entre Estados Unidos y China, y luego de 18 meses en guerra, las monedas emergentes se dividieron entre pérdidas y alzas. Junto con el peso mexicano, el peso chileno y el real brasileño también avanzaron. El equipo chino de negociadores está en Washington.

Las muestras de avances rumbo a la firma se dejan ver y Estados Unidos comenzó eliminar la designación de China como país manipulador de divisas. El yuan se apreciaba 0.12% frente al dólar al cierre del peso, mientras que el Índice Dólar (DXY), que mide a esa divisa contra seis referencias, ganaba 0.02 por ciento.

[email protected]