El peso cerró este jueves estable contra el dólar, tras el anuncio de política monetaria del Banco de México (Banxico). Luego de que la institución mantuvo las tasas de interés locales en 8.25%, como lo anticiparon analistas, la moneda terminó la jornada con una paridad de 19.1480 pesos por billete verde contra un previo de 19.1440 unidades.

Durante las primeras horas de la sesión el par de divisas mantuvo movimientos cortos en un rango de 8 centavos, entre 19.1777 y 19.0920 unidades. Previo a confirmarse la decisión del Banxico que anticiparon los mercados, subió hasta 19.1950 pesos por dólar para terminar en una zona cercana a su último cierre, con una pérdia marginal.

La decisión de mantener la tasa de referencia sin cambios no fue unánime. Un miembro de la Junta de Gobierno se opuso. En su comunicación, la institución monetaria consideró necesario atender el deterioro de las notas crediticias soberana y de Petróleos Mexicanos (Pemex), la principal empresa productiva del Estado.

El Banxico aseguró que mantendrá una postura monetaria prudente y dará un seguimiento a los factores macroeconómicos, en un contexto de incertidumbre internacional y de cara a la meta de lograr un registro de 3% para la inflación. En operaciones electrónicas, el dólar-peso comenzó a subir de forma sostenida sobre 19.18 unidades.

Dólar, estable previo a G20

El Índice Dólar, que mide la fortaleza de la divisa estadounidense contra una canasta de seis monedas de referencia, registró un movimiento corto y ligeramente positivo de 0.04% hasta 96.21 unidades. La divisa más negociada del mundo se mantuvo estable, en espera de nueva información sobre la cumbre de líderes del G20.

Los mercados esperan que los presidentes de Estados Unidos, Donald Trump, y de China, Xi Jinping, se reúnan durante la cumbre de líderes en Osaka, Japón. El periódico South China Morning Post (SCMP) publicó que ambos países alistan una tregua para evitar la próxima ronda de aranceles sobre otros 300,000 millones de dólares.

La cautela se mantiene en espera de información sobre un posible acuerdo que ayude poner fin a la guerra comercial entre las dos más grandes potencias económicas del mundo. Trump se dijo ayer abierto a un posible acuerdo con China, pero advirtió que está listo para imponer más aranceles si las conversaciones fracasan. 

[email protected]